Lecciones de belleza

Foto: Antes de meterte a la ducha, péinate en seco para deshacerte de residuos, polvo y aceite. De esta manera será más fácil ...

Para cuidar las puntas

Antes de meterte a la ducha, péinate en seco para deshacerte de residuos, polvo y aceite. De esta manera será más fácil que toda la mugre se lave fácilmente y así quedará la superficie limpia, lista para que el acondicionador pueda penetrar.

Antes de aplicarte el acondicionador, debes escurrir del cabello el exceso de agua de lo contrario el cabello estará saturado de agua y no podrá absorber el acondicionador.
 
Para un tratamiento más intensivo, aplícate el acondicionador y no te lo laves. Mete una toalla mojada al microondas para que se caliente y póntela alrededor de tu cabeza por 10 minutos. Lo caliente abrirá los poros del cabello y hará que el acondicionador penetre mejor. Después de los 10 minutos, lava el cabello como de costumbre.