"Consiste en estar a gusto con lo que te rodea, en la vida personal y en el trabajo. Yo he tenido la suerte de que mis padres me han ayudado a ser dichosa y me han dado buenos consejos".

"Para mí, es importante que mi familia esté contenta y que los clientes salgan del restaurante con una sonrisa. Y disfruto de las pequeñas cosas de la vida. Me gusta salir a cenar, pasear por la playa cuando hace mal tiempo, la gente que sonríe... Todo el mundo tiene su lado positivo".