mujerHoy

belleza

Guía para acertar con tus sombras de ojos

Tu color de pelo, de piel y de iris es fundamental si quieres acertar con tu maquillaje de ojos y realzar tu mirada. Aquí tienes los mejores consejos de maquilladores expertos y las paletas de sombras que se llevan este otoño.

Elige el tono de tus sombras de ojos según sea tu color de iris, tu tono de piel y de pelo para conseguir un look de 10 como el de Emma Stone. Ver esta galería de fotos
Elige el tono de tus sombras de ojos según sea tu color de iris, tu tono de piel y de pelo para conseguir un look de 10 como el de Emma Stone. Getty Images

¿Quieres conseguir una imagen equilibrada y armónica con tu maquillaje? Pues toma en consideración la opinión de visagistas y maquilladores, que coinciden en asegurar que es muy importante saber seleccionar y combinar las tonalidades del sombreado de los párpados.

Si como ya sabes, dependiendo de los colores y la forma que le des a las sombras puedes conseguir separar los ojos juntos, agrandar los ojos pequeños o hundir los ojos saltones, te darás cuenta de la importancia de las sombras en el maquillaje global. La opinión de un profesional como Roberto Siguero, National Make Up Artist de Lancôme, es que "las sombras no pueden ser utilizadas al tuntún, salvo que se esté realizando un maquillaje de pasarela o para un anuncio o editorial de belleza. Para el mundo femenino real existe una paleta de tonalidades idóneas para cada color de iris. Para empezar a avanzar en un maquillaje habitual, conviene tenerla en cuenta".

En las pasarelas de Otoño/Invierno de Richmond (izda.) Ferretti (arriba derecha) y Cavalli (abajo derecha) los maquilladores presentaron sus propuestas de maquillaje de ojos con sombras de diferentes estilos.
En las pasarelas de Otoño/Invierno de Richmond (izda.) Ferretti (arriba derecha) y Cavalli (abajo derecha) los maquilladores presentaron sus propuestas de maquillaje de ojos con sombras de diferentes estilos.

En este contexto, nada mejor que descifrar el lenguaje de los profesionales del maquillaje porque, ¿a qué se refieren cuando hablan de tonos cálidos? ¿O fríos? O de si determinada sombra tiene o no luminosidad. Conocer que está detrás de estas peculiaridades, será la única forma de que te asegures la buen elección de las sombras de tus ojos, según el efecto que quieras conseguir.

Los tonos...

  • Es uno de los sinónimos con el que se designa a los colores y es el más utilizado por los maquilladores. El tono define el matiz del color, su cualidad que define la mezcla de un color con blanco y negro. Está relacionado con la longitud de onda de su radiación. Según su tonalidad se puede decir que un color es rojo, amarillo o verde, como también se hace la división entre los cálidos y los fríos.
  • Cálidos: rojo, amarillo y anaranjados en general, los que se asocian a la luz solar o al fuego.
  • Fríos: azul y verde, en definitiva los colores fríos que se asocian al agua, la luz de la luna o el hielo.
  • Luminosidad: está relacionada con la intensidad o el nivel de energía o su capacidad de reflejar el blanco, es decir el brillo. Alude a la claridad u oscuridad de un tono y es una condición variable, que puede alterar fundamentalmente la apariencia de un color. La luminosidad varia añadiendo negro o blanco a cualquier tonalidad.
  • Saturación: depende de la cantidad de blanco que se encuentre presente. Cuanto más saturado está un color, más puro es y menos mezcla de gris posee.

En el maquillaje hay momentos en los que conviene saltarse las reglas. Jake Broullard, maquillador internacional de Nars, en el momento que aplica sobre la sombra naranja una capa de gloss para darle el toque de brillo goloso. Un toque de experto con el que vale la pena experimentar.
En el maquillaje hay momentos en los que conviene saltarse las reglas. Jake Broullard, maquillador internacional de Nars, en el momento que aplica sobre la sombra naranja una capa de gloss para darle el toque de brillo goloso. Un toque de experto con el que vale la pena experimentar.

Dime de qué color son tus ojos y te diré cómo tienes que maquillarlos...

  • Marrones: para los ojos en estas tonalidades se encuentran casi todas las opciones, el punto importante se encuentra solo en las dosis cuando se aplican los tonos azules y verdes, su exceso podría resaltar en exceso y quedar chabacano. Favorecen sobre todo las tonalidades tierra y arena, porque su efecto es muy natural.
  • Azules: las tonalidades más apropiadas de sombra son las grises, tanto humo como marengo, los violetas, y la paleta de tonos acaramelados. Podrían aplicarse tonos rosados siempre que no sean muy fucsia o excesivamente pastel. Los colores verde y azul no se recomiendan porque no harían resaltar el color del propio color. Igualmente si se tienen los ojos grises o color aceituna, se recomiendan los mismos tonos.
  • Verdes: no se te ocurra utilizar sombras azules; no sólo no habría contraste, sino que opaca la tonalidad natural en tus ojos. Los tonos grises combinan bastante bien, así como los verdes musgo y oliva. También puedes aplicarte colores como los cafés o los tierras. Dependiendo del tipo de verde de tus ojos, un lila puede resultar un éxito, en especial si es un verde azulado, pero también puede ser un desastre.
  • Negros: si se maquillan unos ojos negros puede usarse el color que se desea, pero teniendo cuidado con la carnación de la piel. Una mezcla interesante resulta de los tonos rosas tostados pero hay que ir con cuidado y no pasarse con las dosis.

Mini-guía orientativa que relaciona las tonalidades de las sombras con el color de ojos. Estos 6 tonos son los que más favorecen a los distintos colores de iris.
Mini-guía orientativa que relaciona las tonalidades de las sombras con el color de ojos. Estos 6 tonos son los que más favorecen a los distintos colores de iris.

Importante: el cutis y el pelo

"No solo cuenta el color de los ojos a la hora de maquillarlos, también hay que considerar el tono de carnación de la piel del rostro", afirma Roberto Siguero. De este modo, cuando se trata de unos ojos claros, con la piel oscura y el cabello rubio, habrá que seleccionar sombras oscuras como base, para mezclarlas con otras más claritas y así conseguir el contraste perfecto para que resalten los ojos y no se desequilibre la armonía con la piel y el pelo.

Para maquillar una piel clara, de cabello oscuro y con los ojos claros, se puede seleccionar las tonalidades violeta-lila-malva con las verdes, las azules o las amarillentas. Las mujeres con ojos claros, con el pelo y la piel oscura, están de enhorabuena, porque pueden aplicarse casi todos los tonos. Solo tienen que fijarse en la excepción de si sus ojos fueran o verdes o azules para evitar las sombras en esta gama de colores.

Los ojos y piel oscura en cabellos rojizos, se decantarán por los colores tierra y amarronados en general, desde el chocolate al tabaco. Cuando la piel es clara y los ojos y el pelo son oscuros, basta con evitar toda la paleta de los rojizos desde el rojo-anaranjado al rojo- marrón.

Por último, si tu piel, tus ojos y tu cabello son oscuros, se ven mejor los colores claros, pero sin exagerar. No recurras a las tonalidades pastel. Para Roberto Siguero "el delineador también puede ser un aliado en cuestión de colores. Siempre se ha de aplicar después de las sombras, pero antes de la máscara de pestañas. El clásico tono negro, combina con todo y así no se corren riesgos. El color marrón es perfecto en el caso de tener el iris en cualquier tonalidad verdosa o marrón. Si el trazo se hace con un delineador en lápiz, hay que tenerlo con la punta afinada y para que sea más suave y rápido".

Y ahora que ya conoces los trucos de maquillaje, elige tus sombras y a maquillarte.