Matiza el color

Para dar con el tono correcto de maquillaje cuando se tiene una piel que presenta irregularidades, haz una mezcla de los diferentes tonos que se encuentran naturalmente en el rostro (por ejemplo, beige dorado, rosa y caramelo). Las mejores texturas para este tipo de cutis son las fluidas, porque funden mejor. Para aplicarlo, calienta el producto en la palma de la mano y extiéndelo con una esponja húmeda, sin cargar demasiado bajo los ojos.