mujerHoy

belleza

8 dudas resueltas sobre el bótox

¿Es peligroso? ¿Conseguiré un resultado natural? ¿Cuánto tiempo dura? Resolvemos tus dudas sobre el tratamiento médico estético más utilizado para eliminar las arrugas del rostro.

El bótox es uno de los tratamientos médico estéticos más seguros y utilizados para eliminar las arrugas del rostro.
El bótox es uno de los tratamientos médico estéticos más seguros y utilizados para eliminar las arrugas del rostro. Fotolia

Has oído hablar del bótox hasta la saciedad. Pero no siempre de forma positiva. La toxina botulínica es el tratamiento por excelencia para tratar las arrugas de expresión, pero circulan muchas informaciones negativas.

Con la temporada de BBC (bodas, bautizos y comuniones) a la vuelta de la esquina, quizás estés pensando en hacerte algo para verte más joven y una opción es el bótox.

Un tratamiento médico estético indoloro, eficaz, sin riesgos, que no requiere ingreso ni recuperación, que puedes realizarte en cualquier momento del año. Hablamos con tres centros expertos para resolver todas las dudas sobre la toxina botulínica.

1. ¿En qué consiste el tratamiento con bótox?

Los expertos del centro Felicidad Carrera nos explican que "la toxina botulínica actúa produciendo una relajación muscular temporal, sin causar ninguna lesión física ni en las estructuras nerviosas ni musculares. Se aplica a través de inyecciones en diferentes partes del músculo, de forma que al no recibir más el estímulo nervioso, deja de contraerse. La toxina botulínica es por tanto un modulador de la acción muscular que frena la progresión de las arrugas dinámicas relajando (no paralizando) los músculos responsables de la expresión".

2. ¿En qué zonas se puede aplicar?

La doctora Inmaculada Adam, del Centro Médico Dermaline, nos cuenta que "con fines estéticos, el botox únicamente se podría utilizar en la parte superior de la cara, es decir, frente, entrecejo y patas de gallo. Su correcta aplicación consigue paralizar los músculos que generan las arrugas de expresión, y el resultado es que las arrugas se atenúan, la mirada se levanta, y la cara adquiere un aspecto descansado".

3. ¿Cuándo se ven los efectos?

Según nos han comentado los expertos consultados, los efectos comienzan a notarse aproximadamente a las 48 horas de la infiltración y alcanzan su máximo resultado a la semana.

4. ¿Los resultados son definitivos?

No. Lo habitual es repetir el tratamiento cada 6 meses. De esta forma, nos dicen en el centro Felicidad Carrera "la toxina actuará a largo plazo educando a los músculos para que se contraigan con menos fuerza y se suavicen las arrugas".

5. ¿Conlleva algún riesgo?

Las doctora Mar Mira y Sofía Ruiz del Cueto, de la Clínica Mira Cueto, afirman que "es uno de los tratamientos más seguros de la medicina estética. Son pocos los productos que disponen de tantos años de uso, de tantos estudios clínicos y de tantos controles como la toxina botulínica tipo A. Se ha utilizado desde hace 20 años para corregir enfermedades musculares en niños y adultos, por lo que conocemos muy bien sus efectos a corto y largo plazo. Por otro lado es un tratamiento que en arrugas es mucho más seguro aún, ya que las dosis utilizadas son mínimas si las comparamos con las que se puede aplicar en un niño con espasticidad. En el tratamiento de arrugas usamos unas 50 unidades, mientras q en estos niños se llegan a aplicar hasta 400 unidades. La seguridad no solo depende del producto, si no de quien lo aplica. Por eso está regulado por sanidad que únicamente pueden aplicarla los centros y profesionales que cumplen con  los requisitos indispensables para la conservación y administración de este medicamento".

6. ¿A partir de qué edad se puede utilizar bótox?

La doctora Inmaculada Adam, del Centro Médico Dermaline, asegura que "no hay una edad definida para el uso de bótox, ya que dependerá de cada piel y su facilidad para generar arrugas. Se puede utilizar como tratamiento preventivo, con menos cantidad, de modo que el resultado es más natural y las marcas de expresión tardan mucho más en aparecer. Y también como tratamiento reparador para aquellas personas que ya tienen marcadas las arrugas de expresión. En general, sería una buena edad empezar a los 28 o 30, y se puede seguir usándolo más allá de los 60.

7. ¿Puede tener algún efecto secundario?

Desde el centro Felicidad Carrera nos explican que los efectos secundarios tras la aplicación de la toxina botulínica son "poco importantes y transitorios, ya que transcurrido un tiempo, la toxina deja de ejercer su efecto inhibidor sobre los músculos y éstos vuelven a recuperar su fuerza. Los efectos negativos más frecuentes se deben a los provocados por la inyección: dolor local en el punto, edema, eritema, equimosis… y a la debilidad muscular excesiva. En este sentido el más común en su uso estético es la caída de las cejas o incluso de los párpados superiores por el tratamiento excesivo del músculo frontal".

8. ¿Cuál es la clave del éxito para un resultado natural?

Ponerte en manos de un buen profesional. No te dejes llevar por las ofertas. Como nos explica la doctora Adam de Dermaline, "la experiencia del médico resulta fundamental, ya que gran parte del resultado depende por regla general de las manos que lo aplican. El objetivo debe de ser obtener un resultado natural, es decir, conseguir atenuar las arrugas, pero sin que con ello se pierda la expresividad. En definitiva, que nos vean bien pero que no sepan por qué."

Horóscopo