Vuelta al cole

Pupitres de colegio

  • El pasado domingo empezamos el cursillo prematrimonial. Un nuevo trámite que llevábamos dejando de lado y al que no quedaba más remedio que plantar cara a dos meses de la boda. 

Llegamos a la iglesia y aquello parecía una clase de instituto llena de eternos repetidores. Unas veinte personas, con una media de 30 años, sentados formalmente en sus pupitres. Todas las parejas estaban animadamente charlando en grupitos, por lo que aquello no parecía el primer día de clase. Claro, ¡porque no lo era! Sin saberlo, nos habíamos perdido el día anterior. Por suerte nos dijeron que no había ningún problema y que podíamos incorporarnos en ese momento. De modo que nos apuntamos en la lista de asistentes, recogimos nuestra carpeta con el temario del curso (sí, sí, con carpeta de apuntes y todo!) y tímidamente nos sentamos en dos sitios libres de la última fila para intentar pasar desapercibidos. 

Enseguida comenzó la clase que impartirían Enrique y Pilar, un simpático matrimonio formado por una enfermera y un profesor. Y lo que parecía iba a ser una aburrida charla sobre lo divino y lo humano, terminó por ser un entretenido coloquio que invitaba a reflexionar sobre las relaciones personales y la forma en la que nos comportábamos en nuestro día a día. No era más que decir en voz alta todas esas cosas que en algún momento has pensado y que nunca habías compartido con nadie.

Así estuvimos una hora y media, escuchando historias que bien podrían haberle sucedido a tus padres pero de las que siempre recoges algo valioso, por lo que he de reconocer que el aprendizaje fue mucho mayor de lo que pensábamos. 

Ahora ya solo nos quedan cinco clases más para obtener nuestro diploma que acredita que estamos preparados para dar el "sí, quiero". Algo que no llego a comprender teniendo en cuenta que hemos decidido libremente dar este paso por algo. Y aunque como os he dicho, son conversaciones enriquecedoras que nunca están de más, ¿por qué alguien tiene la potestad de decir si estamos o no preparados para casarnos? La polémica está servida. 

Autora Missu

Diario de una novia en apuros en busca de la boda cuasiperfecta.

Missu
+info
Autora Missu

Diario de una novia en apuros en busca de la boda cuasiperfecta.

Missu

Diario de una novia en apuros en busca de la boda cuasiperfecta. El que pensaba que elegir pareja y decir "sí, quiero" era la única decisión a tomar estaba muy equivocado. Soy Missu y comienzo este blog cuando falta exactamente un año para el gran día. Os invito a acompañarme en esta cuenta atrás llena de preparativos, nervios e ilusión. E-mail: bloghastaquelabodanossepare@gmail.com

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad