La Duquesa de Alba y Alfonso Díez, cada día más unidos

  • Alfonso Díez disfrutó de su primera Feria en Sevilla junto a Cayetana de Alba. Cada viernes visita el Palacio de Dueñas para estar junto a su amada en una relación que va viento en popa rumbo al altar. Parece que ya nada ni nadie será capaz de poner fin a esta relación.


Desde hace unos meses llama la atención cómo cada vez Alfonso Díez pasa más tiempo junto a la duquesa de Alba. Si antes sus viajes a Sevilla se producían cada 20 o 30 días, en los últimos tiempos el funcionario no perdona ni un fin de semana y es ya un habitual en las estaciones del AVE de  Sevilla -cuando llega los viernes- y de Madrid -cuando regresa los domingos.

Díez ha conseguido salvar uno de los obstáculos que se le resistía: el acercamiento a los hijos de Cayetana, con los que ya comparte mesa cada vez que coinciden en el Palacio de Dueñas, donde tiene una habitación cada vez que visita Sevilla.

Lo que el funcionario no ha conseguido aún es mostrarse participativo en la Feria de Abril, por lo que Cayetana tuvo que asistir sola a la Exhibición de Enganches, de la que fue madrina de honor. Sin embargo, Alfonso sí se dejó ver en dos de las corridas de toros de La Maestranza, aunque no se sentaron juntos -ella en el palco, él en el tendido. Donde no asistirá es ni a la boda del nieto de la duquesa, Jacobo, hijo del conde de Siruela y María Eugenia Fernández de Castro, el próximo 14 de mayo, ni a la inauguración oficial de la escultura que promovió la Academia de Bellas Artes Santa Isabel de Hungría, el 25 de mayo.

A pesar de que haya alguno de estos actos a los que Cayetana acuda sola, su entorno más cercano asegura que "sigue con la idea de casarse en otoño". Sus hijos le han pedido, por el bien de la Casa de Alba, que no celebre ese enlace. Ninguno quiere entrometerse en su vida ni impedir su felicidad, pero tampoco apoyan una boda que no ven ni necesaria ni conveniente. 

El final de la historia está por escribir y Cayetana de Alba hará lo que crea mejor para ella pero, como ha aclarado en múltiples ocasiones, "cumpliendo con mis obligaciones". De ahí que la opinión de sus hijos para hacer viables sus planes de cara al otoño sea tan importante y decisiva.