En el juego del amor, Erik von Markovic, que en la adolescencia jugaba a Dragones y Mazmorras en el Toronto suburbano, se ha convertido en un diestro jugador; bajo el nombre de Mystery, ha enseñado a cientos de hombres a perfeccionar el arte del ligue.

Durante su existencia, el foro de discusión on-line del portal norteamericano de la floreciente subcultura del ligue (FastSeduction.com) ha incluido algunos anuncios extraños. Pero pocos han desconcertado tanto a los lectores como el mensaje enviado la mañana del 24 de marzo por el oficioso gurú del grupo, conocido por sus acólitos como Mystery.

Nacido y criado en la zona de Toronto, Mystery, que también lleva el nombre de Eric von Markovik, imparte una serie de seminarios educativos realizados en Estados Unidos y Canadá sobre lo que él denomina Método Mystery, que apunta a enseñar a los hombres a conocer mujeres. Los clientes están dispuestos a pagar porque Mystery ha adquirido renombre como uno de los artistas más destacados del ligue. Los cientos de devotos practicantes citan la sabiduría de su fundador de la misma forma en que los cristianos recitan el Evangelio de San Juan. 

Varias semanas antes del inesperado mensaje de Mystery, el escritor Neil Strauss, en un artículo de la sección Estilo (Style) del diario The New York Times, se refirió al hombre de Toronto como «uno de los hombres más admirados en el mundo de la seducción… Ha inventado sin ninguna ayuda gran parte de la jerga y las tácticas que usan los hombres de todo el mundo para conocer mujeres». Cuando de pronto, Mistery presenta a su novia públicamente y asegura estar felizmente emparejado, eldesconcierto es total.

Para los anclados en el romanticismo, la historia se hace aún más significativa porque representa una etapa nueva de la forma en que la tecnología y la legión de búsquedas solitarias que ha generado alteran en su esencia el juego de las citas. Mystery y su cohorte representan una nueva clase de caballero; el objetivo final de sus miembros –el acto mismo de donjuanismo– es un giro de acontecimientos por completo diferente al sexo ocasional. ¿Cuál es la meta entonces? Una relación de afecto a largo plazo. Esta nueva clase de donjuán digital, en oposición a las generaciones anteriores, no desea tener sexo el sábado por la noche –o mejor dicho, no quiere tener sexo únicamente el sábado por la noche–: también anhela acurrucarse con una compañera el domingo por la mañana.

En el 2001, tres años después de que Mystery se elevara a un lugar destacado en la comunidad de seductores, empezó a montar seminarios que terminarían dándole fama de ser el artista más importante del ligue de Norteamérica. Pese a que sus razones personales para comenzar la «carrera de la enseñanza» eran sencillamente mercenarias, Mystery logró darle un sesgo positivo a esas clases de educación novel para aparentar que cedía ante las demandas del público. Aquí, Mystery siguió pasos minuciosos para proteger su identidad, estipulando incluso que sus futuros alumnos firmaran un acuerdo para no revelarla, y los estudiantes respondieron con entusiasmo.

«Fue un taller muy bueno y vale la pena sin duda alguna. Me parece que puedo adquirir las destrezas y el conocimiento que recibí… y dentro de uno o dos meses, después de practicar un montón, convertirme en un grande del ligue de bares y clubes», le notificaba un participante al grupo de noticias. Un sábado no hace mucho en Manhattan, unos veinte hombres se reunieron en una sala de conferencias del Hotel Marriott para recibir instrucción en el Método Mystery. Entre ellos se encontraba Bob Williams, un contable de treinta y un años que aquella mañana había venido expresamente desde Washington, D.C. y que disponía de cinco horas para recibir lecciones del maestro. «Esperaba entrar a una habitación llena de perdedores», dice Williams. «Pero había una auténtica mezcolanza de gente, casi todos tenían carreras exitosas. Es decir, no eran exactamente un modelo para la revista GQ, pero había una mezcla amplia de todas las edades y tipos.» 

Las clases educativas se desarrollaban de dos maneras: los talleres son reuniones en las que los estudiantes se reúnen en grupos de hasta seis personas, además de Mystery, que salen a clubes para tratar de conocer mujeres. El seminario al que Williams asistió era más amplio, de dos días, con el mismo formato de una clase en un aula. Los dos tipos de seminario se han llevado a cabo a lo largo y ancho de Estados Unidos, Canadá y Europa, en ciudades como Nueva York, Los Ángeles, Londres, Amsterdam y Montreal.

La parte sustancial de la educación de Mystery respecto a la seducción –el Método– es un sistema gradual que pretende que sus profesionales atraigan a las mujeres más guapas de un bar o de un club, independientemente de que esté con amigos del sexo masculino, con compañía femenina o con ambos. Mediante la organización de esos seminarios Mystery ha logrado crear una veneración de su personalidad que ha demostrado poseer una lealtad perdurable. Muchos de los seguidores parecen tan devotos como los discípulos del personaje de Brad Pitt, Tyler Durden, en la película de culto del año 1999, El club de la lucha. Pero muchos de ellos no le otorgan sólo el crédito de contribuir a fomentar la habilidad de ligar con mujeres, sino también de mejorar su calidad de vida en general. «Me ha dado confianza, no sólo con las chicas, sino en muchos aspectos de mi vida», dice un profesional de ese arte. Incluso Strauss, autor del artículo publicado en The New York Times, se ha convencido de lo mismo. Durante los dos años que investigó la subcultura de la seducción para un libro titulado The Game (El Método), que publicará Harper Collins este otoño, Strauss se ha convertido en uno de los miembros más destacados de la comunidad.

profile

Mujer hoy

Mujerhoy

Hubo aciertos, pero también errores... estos son los peores estilismos de los #Oscars2017 https://t.co/wGGQJvmCXe Hace 1 hora · responder · retweet · favorito

Las manicuras que lucieron las famosas en los #Oscars2017 ¿Cuál es tu favorita? https://t.co/abFZgME8UA https://t.co/NidlGL26x2 Hace 1 hora · responder · retweet · favorito

Prendas de piel para soñar con #moda en esta primavera que está a las puertas https://t.co/F5YZrh7Jyx https://t.co/kyTvLHWtCa Hace 2 horas · responder · retweet · favorito

20 zapatos de primavera que queremos estrenar ya... #Moda #Shopping https://t.co/GQNFHNwGKD Hace 2 horas · responder · retweet · favorito

Las ondas y los labios rojos triunfaron en los #Oscars2017 https://t.co/ALvTkYf2fp https://t.co/Bjz6COo48T Hace 3 horas · responder · retweet · favorito

Un buen día no depende tanto de las circunstancias como de tu actitud... ¡Buenos días! #FelizMartes https://t.co/bOwk8N0L57 Hace 3 horas · responder · retweet · favorito

Los Oscars del patinazo by @raqsanchezsilva https://t.co/ZsGL6gwHxE https://t.co/aaCTsz39qx Hace más de 1 día · responder · retweet · favorito

Si quieres dormir mejor, sigue los consejos de @patrymontero para relajarte con el Shavasana #Yoga… https://t.co/Dh2GEm0PXk Hace más de 1 día · responder · retweet · favorito

¿Es La La Land el Titanic de los 'millenials'? https://t.co/q0uw3mP8SK #LaLaLand #Titanic #PremiosOscar https://t.co/2XgGaeEmKV Hace más de 1 día · responder · retweet · favorito

Tenemos nuestra propia teoría (y 47 buenos ejemplos) de por qué las famosas prefieren las fiestas a los #Oscars… https://t.co/31nYjTtcBg Hace más de 1 día · responder · retweet · favorito

Instagram