Son auténticos caprichos, bolsos delicados y estilosos con los que dar un toque de distinción a nuestro look. Bolsos joya con los que deslumbrar tanto de noche como de día. 

Y es que, más allá de los clásicos blanco y negro, o del glamouroso dorado, esta temporada las grandes firmas han apostado por los colores vivos en sus colecciones de primavera - verano de 2011, en modelos de todos los tamaños. 

¿Qué capricho te vas a dar?