¡Libres hasta la próxima operación bikini! (10 'tips' para no engordar en verano)

Te has estado preparando para la operación bikini durante cuatro meses y por fin ha llegado el momento de exhibir los resultados de tus esfuerzos. Empiezan las vacaciones y nuestro cerebro desconecta del gimnasio y de todo tipo de obligaciones, incluida la dieta. Piensa uno que se ha ganado con creces este descanso, y nos disponemos a disfrutar a pierna suelta del sol, la playa … y la comida.

Afortunadamente luego vendrá el otoño y la ropa tapará nuestros excesos. En cualquier caso, en septiembre nos apuntaremos en manada al gimnasio y tendremos nueve meses por delante para arreglar lo que hemos engordado en verano.

Porque, sí queridas lectoras, una vez que damos por finiquitada la operación bikini,- suceso que curiosamente tiene lugar en cuanto nos ponemos esa prenda- nos saltamos todas las restricciones y engordamos.

Además, de que en verano el cuerpo necesita menos calorías porque no invierte tanta energía en calentarse, solemos beber más y activar nuestra vida social, lo que incluye cenas y alcohol en abundancia.

¿Tiene alguna lógica controlar la dieta en verano? Pensamos que volver a ganar el peso que tanto nos ha costado perder es casi un pecado, así que lo que recomendamos es prestar un poco de atención a lo que comemos a pesar de que sea verano y estemos de vacaciones. A veces es suficiente con beber mucho líquido (agua y zumos naturales sin azúcar, si es posible), comer más frutas y verduras y no tomarnos cuatro helados diarios.


1. Dosifica las excursiones al chiringuito
Una de nuestras grandes pasiones cuando estamos de vacaciones es el chiringuito de playa. Allí fluye la vida social, las cañas, las tapas. En resumen, es un buen sitio para ir. Todos de acuerdo. Solo hay que tener en cuenta que cada vez que vas al chiringuito, excepto si vas a por agua, algo va a caer. Mientras más excursiones hagas al chiringuito más calorías vas a consumir. Si te gusta el camarero lo entendemos pero luego no te preguntes consternada por qué te ha salido tripa en verano.

2. Cuando tengas sed no pidas siempre refrescos azucarados y con gas.
Son muy refrescantes y entran muy bien en verano, pero contienen mucha azúcar y engordan. Es mucho más sano que calmes la sed con una botella de agua. Desde Nutrición Center recomiendan también las cervezas sin alcohol, las bebidas isotónicas o las infusiones heladas sin azúcar. Al menos no te pidas siempre una lata de algo y bebe de vez en cuando un zumo natural o agua fresca.

3. Mejor, helados de hielo, recomiendan los expertos de Nutrición Center.
No te olvides de que el resto de los helados refrescan y están buenísimos, pero engordan. Ignoramos por qué todo lo que está bueno, engorda. Es un hecho contrastable que se ha cumplido a lo largo de la historia de la humanidad. Los helados son un claro ejemplo. Mientras más buenos, más calorías tienen. Estamos ante un postre estacional cuyo consumo se dispara en verano. Tenemos tres meses para comer helado justificadamente, y nos ponemos a ello con fruición. Pues eso, ya sabes en qué sitios se almacenan las grasas de los helados, y allí permanecerán inamovibles durante el otoño, el invierno y buena parte de la primavera. Hasta que empiece la próxima operación bikini.

4. Intenta controlar la ansiedad en el buffet del desayuno.
Sabemos que hubo en España una generación de la postguerra que pasó hambre y penurias. Pero no es la tuya, querida lectora y el hambre hasta donde se sabe no es genética. Si nunca desayunas huevos fritos con beicon ¿por qué lo haces en vacaciones?. Si nunca llenas el plato hasta la bandera por qué te pones las botas en el buffet del hotel?. ¿Solo porque está todo recién hecho y servido y solo tienes que abrir la boca? La respuesta es sí. En un buffet comeremos sin control alimentos que en condiciones normales jamás acabarían en nuestro estómago. Si vas de vacaciones a un hotel con todo incluido, te adelantamos que eres una causa perdida: Engordarás.

5. Evita la sensación continua de estar de llena.
Intenta que en algún momento del día el estómago descanse. Probablemente una de las señales de que estamos comiendo más de lo que el cuerpo necesita es la sensación de pesadez. Haz un esfuerzo por tener un poco de apetito para la cena.

6. Haz barbacoas ligeras.
Olvida el concepto clásico de la barbacoa que todos llevamos en la cabeza. Léase, comidas interminables con mucha carne e hidratos de carbono. Opta por encender la barbacoa para hacer unas brochetas de salmón o unos mariscos, en lugar de los tradicionales chorizos y la panceta.

7. No quedes siempre a cenar.
En vacaciones tenemos más tiempo libre e intentamos quedar con gente a la que no solemos ver el resto del año. Los compromisos sociales suelen multiplicarse y casi siempre hay comida de por medio. Parecería que es imposible tener vida social si uno quiere cuidarse un poco. Y algo de eso hay. El único truco que funciona es no quedar a cenar sino para tomar algo después, y cenar algo ligero en casa. Ya se sabe que cuando se cena fuera siempre comemos por encima de nuestras posibilidades.

8. Muévete.
Vale, estás de vacaciones. No vayas al gimnasio. Concedido. Sin embargo tampoco te tires como un lagarto al sol todo el día. Da paseos por la playa o practica un poco de ejercicio. También puedes alquiler una bici y explorar nuevas rutas o apuntarte a un curso para aprender a bucear. Prepárate unas vacaciones más activas, o al menos entra alguna vez al agua y hazte unos largos.

9. Vigila lo que bebes por las noches. 
Evita bombas calóricas como la piña colada que además de azúcares contienen grasa y alcohol. Si lo que quieres es no ganar mucho peso, lo mejor es la cerveza.

10. Come más proteínas que nunca.
Si a pesar de todo crees que el 80% del tiempo de tus vacaciones estarás en posición horizontal, lo mejor es que no comas mucho carbohidrato porque evidentemente no los vas a quemar. Es preferible que te decantes por una dieta rica en proteínas: huevos, pescado, carnes. Al menos no acumularás tantos kilos de más para septiembre.

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
profile

Mujer hoy

Mujerhoy

¡Radiante! @PilarRubio_ protagoniza nuestra portada. "Voy a seguir haciendo mi vida como me dé la gana" confiesa http://t.co/inpEl0Kl0i Hace 2 horas · responder · retweet · favorito

RT @colournude: @joseherreraf @PilarRubio_ @Mujerhoy @AlbertoSaguar @DanniZun @VickyMarcosWeb Espectacular!!! Increible trabajo Hace 2 horas · responder · retweet · favorito

¡Buenos días! Tu revista @MujerHoy te espera cargada de novedades en el quiosco ¡No te quedes sin ella! http://t.co/J9HPDmMh4u #felizsábado Hace 3 horas · responder · retweet · favorito

¿Te vas a la cama pero no descansas bien? Necesitas cambiar de colchón. #Consejos para elegirlo bien: http://t.co/In9jLdnzhO #mhtendencias Hace 11 horas · responder · retweet · favorito

Esta noche, apuesta por un look en rojo. Si necesitas inspiración, echa un vistazo al estilismo de @theirishayk http://t.co/EiEx8IJkdY Hace 15 horas · responder · retweet · favorito

Hoy para cenar déjate llevar por los sabores exóticos. ¿Nuestra propuesta? Koftas de pollo, limón y especias http://t.co/XOz9aOVZ4J #recetas Hace 16 horas · responder · retweet · favorito

¡Nos hemos vuelto locas con la e-shop de @hmespana! Así que copiamos el look 'arty' de @AshleyMGreene http://t.co/xBfux7jj8k #quémepongo Hace 17 horas · responder · retweet · favorito

¿Duermes poco? Podría ser la causa de tus fallos de memoria. Esta y 6 razones más por las que se te olvidan las cosas http://t.co/zTzvjrwphp Hace 18 horas · responder · retweet · favorito

.@rihanna se deshace en halagos hacia Penélope Cruz. Nuestras compañeras de @Hoy_Corazon nos lo cuentan http://t.co/SugPkUts7M Hace 20 horas · responder · retweet · favorito

Las más elegantes de la semana son... @theirishayk @EvaLongoria @heidiklum @jessicaalba @AshleyMGreene @ChloeGMoretz http://t.co/z97DdEE5SE Hace 21 horas · responder · retweet · favorito

Publicidad

Instagram