Los riñones y la insuficiencia renal

  • Situados en la parte media de la espalda, uno a cada lado de la columna, los riñones son órganos vitales que filtran la sangre y ayudan a mantener su equilibrio químico, excretando, a través de la orina, residuos metabólicos del organismo (urea, creatinina, potasio, fósforo...). En esa tarea, procesan a diario unos 190 litros de sangre y producen unos 1,9 litros de orina (exceso de agua y desechos). 

Si ambos riñones están sanos, la función renal es del 100%. Si es menos del 25% es sinónimo de problemas de salud graves. Una función renal menor del 10% o del 15% impide vivir mucho tiempo sin diálisis o trasplante renal. Algunos síntomas de insuficiencia son: malestar, cansancio, hipertensión, cefaleas, pérdida de peso, calambres, anemia, picores, náuseas, pérdida de agudeza mental, heces oscuras, tono de piel amarillento/pardo... El problema es que, a menudo, esos síntomas no dan la cara hasta que la enfermedad está avanzada.

Entre las causas más frecuentes que producen insuficiencia detacan:

1. Diabetes mal controlada, tanto juvenil como del adulto.
2. Hipertensión no tratada o infratratada.
3. Nefropatía obstructiva, cuando el flujo de orina se ve bloqueado (cálculos o tumores), o bien cuando la orina retorna a los riñones desde la vejiga, por una obstrucción en ésta.
4. Obstrucción de la arteria renal.
5. Exposición a productos tóxicos, como combustibles, disolventes, plomo, etc.
6. Otras enfermedades como riñones poliquísticos, infección renal o glomerulonefritis, lupus eritematoso, aterosclerosis, enfermedad de células falciformes...
7. Envejecimiento.
8. Enfermedad renal congénita y complicaciones de la insuficiencia renal (retención de líquidos, aumento de los niveles de potasio en sangre, anemia, fragilidad ósea, úlceras estomacales, piel seca, insomnio...).

CLAVES DE PREVENCIÓN

• Para proteger la función renal, los médicos recomiendan una tensión arterial de 130/80 mm Hg o menor. Hoy se sabe que ciertos antihipertensivos –los inhibidores de la enzima convertidora de angiotensina (IECA) y los antagonistas de los receptores de angiotensina II (ARAII)– protegen más la función renal que el resto. Además, una dieta baja en proteínas y sal puede frenar el avance de la enfermedad.

• Con el tiempo, el médico puede recomendar también una dieta baja en potasio y fósforo. Asímismo, los analgésicos de uso común (aspirina, paracetamol, ibuprofeno...), la exposición a productos tóxicos (disolventes, combustibles, metales pesados...) y las pruebas de contraste (potencialmente tóxicas para los riñones) deben ser evitados.

profile

Mujer hoy

Mujerhoy

Aún estás a tiempo de conseguir tu invitación gratuita para el #CancerBeautyCare que reunirá a expertos y pacientes… https://t.co/O9tSGu4W9g Hace 2 horas · responder · retweet · favorito

Carmen Sevilla, enferma y sola, en la portada de la revista @corazon_czn https://t.co/Yar0H5OhUO https://t.co/Z4gJ7Z0Pfp Hace 4 horas · responder · retweet · favorito

Los ejercicios con los que podrás calmar la ansiedad de comer a todas horas https://t.co/xpSWIMksOl https://t.co/TDbt4e6jbu Hace 4 horas · responder · retweet · favorito

DEP. Fallece Palomo Linares https://t.co/qlRQChbDgq vía @corazon_czn https://t.co/huKPFFQo5u Hace 5 horas · responder · retweet · favorito

El impresionante cambio de imagen de Ágatha Ruiz de la Prada, ¿una venganza? https://t.co/oOX43c6dxB Hace 5 horas · responder · retweet · favorito

Muerte por eventos: el pequeño vestido negro by @bloguista_mh @Ines_Sainz https://t.co/TACgwsYr0N https://t.co/BDBVaZhXhk Hace 5 horas · responder · retweet · favorito

Instagram