Siluetas estrictas que se mezclan con los clásicos volúmenes del invierno son algunas de las lineas que encontramos en la nueva colección de Carolina Herrera.

Abrigos, capas y chaquetas oversize se combinan con faldas lápiz y pantalones capri que aparecen en tonos como camel, verde, tierra, ivory, gris y negro, ya sea en lana, tweed, punto grueso o incluso en piel en detalles como cuellos o mangas. 

Pantalones de inspiración masculina se mezclan con las clásicas líneas más femeninas en faldas y chaquetas, al más puro estilo Carolina Herrera

Publicidad