mujerHoy

vivir

Sigue estos consejos para cuidar de su espalda

Los fisioterapéutas recomiendan seguir unas pautas para la rutina diaria de los niños.

Un niño cargando en su espalda una mochila.
Un niño cargando en su espalda una mochila. adobe stock

La mayoría de los adultos sufren dolores de espalda y es una de las consultas más recurrentes en las consultas médicas. Sin embargo, no se trata de una dolencia sólo de adultos. Los niños, cada vez más sedentarios y con hábitos menos saludables, tienen cada día más problemas de espalda. Las mochilas repletas de libros y las malas posturas sentados al pupitre hacen que los desvíos de columna sean más habituales.

Para mejorar, lo más importante es seguir una serie de pautas para mantener una buena ergonomía postural tanto en casa como en la calle. Esto, además, es clave para el desarrollo de la espalda y para evitar problemas en la edad adulta. Los fisioterapeutas recomiendan las siguientes pautas para la rutina diaria de los niños:

Pautas a seguir:

  • Mochilas con buena sujeción y poco peso: la recomendación de los expertos es que los niños no carguen más del 10% de su peso, buscando siempre que los objetos que no sea necesario transportar se queden en clase o en la taquilla. Entre las mochilas, aquellas que dañan menos la espalda son las que tienen ruedas y altura regulable. En el caso de tener que llevar la mochila a la espalda, se debe escoger aquella que tenga varias sujeciones al cuerpo para repartir la carga. El niño debe llevarla sobre a la zona lumbar, nunca descolgada.
  • Calzado adecuado: debido al continuo crecimiento de los niños es importante prestar atención a su forma de caminar y las necesidades de sus pies, ya que un calzado inadecuado puede provocar problemas de espalda a largo plazo. Ante anomalías posturales se recomienda llevar a los pequeños a un examen por parte de podólogos para confirmar qué tipo de calzado se ajusta más a su tipo de pie o si requiere de plantillas.
  • La espalda pegada al pupitre: para que la espalda no sufra durante las horas de clase, la mejor postura es permanecer con la espalda totalmente pegada al respaldo de la silla con la cadera en ángulo de 90 grados. Ya que los niños tienden a recostarse sobre las sillas dañando su zona lumbar, es importante la labor de los padres en el recordatorio de las buenas posturas en clase. En casa, “el sillón, la cama o incluso el suelo no son buenos sitios para hacer los deberes. Hay que acostumbrar a los niños a trabajar en escritorios con sillas ergonómicas que respeten la fisionomía de su espalda y no la dañen” sostiene la fisioterapeuta de Zagros Sports Lara Acosta.
  • Revisión médica y fisioterapéutica: durante los años de crecimiento de los menores es recomendable consultar con traumatólogos y fisioterapeutas que valoren su espalda para atajar los posibles problemas a tiempo.
  • Practicar deporte al menos tres veces la semana: además de mejorar su salud en general el deporte fortalece la musculatura mejorando la sujeción y favoreciendo una postura adecuada en los diferentes ámbitos de la vida. Algunos como la natación son especialmente adecuados si los problemas de espalda empiezan a ser incipientes.

Además...

¡Ojo con tu espalda!

Alivia el dolor lumbar en el embarazo


Horóscopo