mujerHoy

vivir

Jordi Gonzalez, presentador de GHVip, a Alejandro Abad: ¿Eres homófobo?

Aída Nizar, repescada y Alejandro Abad, último expulsado, no volverán a convivir en la casa de GH Vip

Jordi González, durante su entrevista con Alejandro Abad.
Jordi González, durante su entrevista con Alejandro Abad. DR

Está claro que ni público ni crítica espera ya ninguna espontaneidad ni inocencia en quien colabora con un programa de televisión. Por regla general, los concursantes de 'realities' cuentan con dos opciones a la hora de diseñar su paso por estos formatos: o ganarse el amor de la audiencia (cosa difícil pues la cámara expone la impostura que oculta la imperfección) o ganarse el odio, una tarea mucho más fácil pues todos llevamos dentro un 'critter' deseoso de hacer de las suyas.

Alejandro Abad empezó GH Vip queriendo hacer méritos como compositor (de hecho, ha compuesto una canción), pero ha terminado naturalmente abocado al insulto, la mala educación y hasta la homofobia. Mal, muy mal.

Ayer, después de que la audiencia decidiera expulsarle de la casa de Gran Hermano Vip, Alejandro Abad entró en el plató de Telecinco entre unos abucheos que pocas veces se han escuchado tan unánimes. Sólo le esperaba un amigo, su defensor habitual, y nadie de su familia. En un principio, Jordi González se refirió de pasada a la manera en que utilizó la orientación sexual de Aless Gibaja para insultarle como 'ese descuido', quizá porque no quería empezar su entrevista poniéndose al entrevistado en contra. Una hora después, tuvo, quiso o pudo preguntarle directamente: "Alejandro, eres homófobo?". A lo que este contestó: “Tengo un respeto sublime por la condición humana y su naturaleza. Pero fueron palabras en silencio. Solo lo decía para mí. No he ofendido a nadie”. No es que no se arrepienta: es que ni entiende el calado de lo que dijo.

El resto de su intervención en plató fue un ejemplo de los insultos y desprecios que ha ido soltando durante toda su participación en Gran Hermano Vip, sobre todo contra las mujeres. Sus comentarios al respecto de Yvonne, Daniela, Elettra y Alyson, casi siempre referidos no a sus opiniones o acciones, sino a que según su criterio no se ajustan a cómo debe comportarse una mujer (increíble cuando comenta de Lyson: “No es fina, es basta”) son un catálogo de misoginia. Solo tuvo palabras de alabanza para Aída, quien precisamente volvió ayer a entrar en la casa como primera repescada.

Aida Nízar dio toda una lección de interpretación al echarse a gritar y llorar cuando Alejandro tuvo que salir de la casa justo cuando ella entraba (la audiencia es cruel). De hecho, estuvo al menos tres cuartos de hora en ese desbocado e increíble estado emocional. “Yo sí me creo a Aída”, contestó Alejandro Abad cuando Jordi González le preguntó si se creía tanto lamento. “Ella es como es. Es intensa. Es espectáculo. Un ser humano distinto de un planeta paralelo a la Tierra, pero un ser humano. Yo también soy de otro planeta”.

Horóscopo