mujerHoy

vivir

Hope Hicks: la mujer llamada a dominar a Donald Trump

Trump ordenó a Hicks a aceptar el trabajo...

Hope Hicks en una conferencia de Donald Trump.
Hope Hicks en una conferencia de Donald Trump. getty

Tiene solo 28 años, pero acaba de ser designada para uno de los puestos más “peligrosos” en la Casa Blanca: la dirección de comunicación. Hope Hicks será la encargada de sujetar los caballos de Donald Trumpen lo que a ruedas de prensa y Twitter se refiere, una tarea en la que ya han fallado al menos dos hombres con mucha más experiencia que ella. Sabemos que Trump la llama, cariñosamente, Hopie, una familiaridad que no sabemos sin indica lo mejor o lo peor. La biografía de Hicks es ciertamente curiosa.

Siete cosas que no figuran en el currículo oficial de Hope "Hopie" Hicks:

  • Fue modelo para la agencia Ford. Lo cierto es que tiene un parecido razonable con Hilary Roda que le abrió la puerta de marcas como Ralph Lauren, Naturalizer (zapatos) o la portada de un “spin-off literario” de la serie “Gossip Girl”, el libro “The It Girl”.
  • Jamás se interesó por la política. Hope se licenció en Filología Inglesa y durante su adolescencia no mostró demasiado interés por la política, quizá debido a que su madre apoya a los demócratas y su padre ostentó cargos en el Partido Republicano. Su primer trabajo fue como becaria en una agencia de relaciones públicas, Hiltzik Strategies, que representaba entre otros a Alec Baldwin, Justin Bieber, Drake o Ivanka Trump. Fue Ivanka quien la fichó para que trabajara con ella en su línea de moda y accesorios.
  • Trump no le hizo una oferta: le dio una orden. Tras trabajar con Ivanka en varios proyectos de la empresa inmobiliaria de Trump, el Presidente la llamó a su despacho para comunicarle que tenía un nuevo puesto. Sin preguntarle si le interesaba, la fichó como asesora de su campaña electoral. “Fue un shock”, confesó su madre a The New York Times. De hecho, quiso dejar la política y volver a su puesto en la empresa familiar, pero Trump se negó en redondo.
  • Es una de las pocas intocables para el Presidente. Durante la campaña electoral, Hope Hicks fue la encargada de transcribir los tuits que Trump le gritaba. Su relación se convirtió en muy próxima, hasta el punto de surgir los diminutivos cariñosos: Hopie, Hopester... Además, aprendió a encontrar el momento adecuado para hacerle llegar los mensajes precisos (nunca mientras ve los programas de golf en la tele) y se ganó su total confianza: es tan intocable como Ivanka. De hecho, la web Politico publicó que en una boda donde la conversación giró hacia el lamento por el residente en la Casa Blanca, ella no dejó de asegurar: “Lo prometo, es una buena persona”.
  • Su sueldo iguala al de su asesor estrella, Steve Bannon. Nada menos que 179.700 dólares, prueba de lo que valora la presencia de esta joven mujer, tanto como la de la persona que dirige la estrategia política de su legislatura. Trump ha confesado que lo que le gusta de Hope Hicks es la manera en la que le hace llegar sus mensajes: “De una manera muy agradable y no necesariamente en forma de consejo”.
  • Trump puso su vida patas arriba. Desde que se unió a la campaña electoral, su vida dio un vuelco. Tanto, que lo dejó con su novio, con el que llevaba ya seis años. Su madre, en la misma entrevista a The New York Times confesó que su hija “ya no habla con nadie porque no tiene vida”.


Horóscopo