mujerHoy

vivir

La quinoa, el alimento que no falta en una cena perfecta

Calma los nervios, es depurativo, es diurético y activa los circuitos de serotonina, lo que ayuda a conciliar el sueño.

La quinoa, el alimento que no debe faltar en la cena perfecta.
La quinoa, el alimento que no debe faltar en la cena perfecta. GTRES

La quinoa tiene los cuatro elementos de lo que los dietistas consideran que es la cena ideal. Esto es, una parte vegetal; otra rica en proteínas y baja en grasas; una porción de cereal -más reducida que las anteriores-; y un cuarto aporte -también pequeño- de grasas saludables.

Este pseuodocereal calma los nervios, gracias a la vitamina B; es depurativa y diurética, lo que ayuda a desintoxicar el organismo; y activa los circuitos de serotonina, lo que nos predispone al sueño.

Según la medicina tradicional china, la mejor hora (solar) para cenar es de siete a nueve de la noche ¿Por qué razón? Pues porque esa es la hora del día, o más bien, la franja horaria, en la que nuestro sistema digestivo se haya en el periodo de menor actividad energética de todo el día. Por esta razón, sentimos la necesidad de comer algo para que nuestro sistema digestivo alcance el necesario equilibrio. A partir de aquí ya se sabe lo que dice el refrán castellano: desayuna como un rey, almuerza como un príncipe y cena como un mendigo. O sea que, una cena ligera y moderada, además de ser lo que demanda nuestro reloj biológico, nos permitirá descansar mejor y levantarnos pletóricos y descansados al día siguiente.

Hay que buscar cenar algo que no nos obligue a hacer digestiones pesadas. O sea, prepararnos algo que sacie, pero no hinche y, a ser posible, que no nos obligue a pasar demasiado tiempo en la cocina. La quinoa cumple con todos los requisitos necesarios para ser la cena ideal. Y, en el caso de la quinoa instantánea, además nos ahorramos tener que pasar por la cocina. Se añade una cucharada en sopas, cremas, salsas y papillas; se remueve;… y ya está.

Tranquiliza y quema grasas

El hecho de que no sean pocos los que han incluido este alimento en sus cenas no es casual. Para empezar, sin ser un cereal -pertenece a la misma familia que las acelgas, las espinacas o la remolacha- la quinoa tiene la riqueza en vitamina B de los cereales. Esta propiedad contribuye a calmar los nervios y, por lo tanto, a conciliar el sueño. Además, es muy sana y depurativa, lo que nos viene muy bien para eliminar líquidos y desintoxicar el organismo… sobre todo si, durante el almuerzo, nos hemos pasado.

Otra ventaja añadida es que la quinoa tiene un alto contenido en proteínas, lo que ayudará a nuestro organismo a quemar grasas. Esto es especialmente importante, puesto que, con los órganos de nuestro sistema digestivo funcionando a un menor ritmo que durante el resto del día, las grasas consumidas no se consumen tan fácilmente como en otros momentos. Además, son proteínas de muy buena calidad, ya que la quinoa contiene todos los aminoácidos y, además, en altas cantidades.

Los expertos en dietética y nutrición siempre dicen que la cena perfecta tiene que tener cuatro partes. A saber: una parte vegetal; otra rica en proteínas y baja en grasas; una porción de cereal -más reducida que las anteriores-; y un cuarto aporte -también pequeño- de grasas saludables. Dicho y sabido esto, vemos que la quinoa es una especie de todo en uno… incluida la parte de las grasas saludables, ya que la quinoa contiene grasas monoinsaturadas, especialmente indicadas para el corazón.

Quinoa aparte, para tener, a partir de nuestra cena, un descanso reparador y un despertar descansado y relajado, lo mejor que podemos hacer es cenar alimentos que ayuden a nuestro organismo a segregar serotonina (algo que, también, hace la quinoa). Esto reducirá el estrés de nuestro organismo, liberando las tensiones del día. Por todo esto, y además de quinoa, lo ideal sería regalarnos una última comida del día compuesta de alimentos como el pescado blanco o a la plancha, el arroz hervido, el pollo a la plancha, la manzana asada y frutas como la papaya, la pera, el plátano, la gelatina, y platos de zanahoria hervida, patatas asadas o cocidas y sopa de verduras… Y, si, la quinoa es un acompañamiento perfecto para la mayoría de estos alimentos.


Horóscopo