Trás el éxito inminete en el cierre del Festival de Glastonbury, hemos podido ver a la cantante Beyoncé en Londres, con un look lleno de luz y color que no dejó indiferente a nadie.

La actriz no ha abandonado aún el territorio inglés y hemos podido verla por las calles londinenses luciendo espectacular y muy estilosa con un vestido naranja que resaltaba más aún sus curvas, taconazos en blanco y la melena suelta, desprendiendo un brillo sobrenatural. Pudimos verla a la salida del conocido centro comercial Harrods, quizás aprovechando que ya han empezado sus famosas rebajas.

La cantante puso el broche de oro al Festival de Glastonbury, hace apenas dos días, en el que no defraudó a nadie y presumió una vez más de cuerpazo, convirtiéndose en la reina del escenario.