Difumina las arrugas de la sonrisa

Al llegar a los 30, es conveniente empezar a tratar las patas de gallo antes de que se marquen del todo. Pero no te preocupes porque no tendrás que dejar de sonreír, ya que existen nuevos contornos de ojos con resultados impresionantes: unos difuminan las arrugas, otros rellenan sus mini surcos, e incluso los hay que realizan un lifting en esta parte tan sensible. Eso sí, todos se encargan de restaurar las fibras de colágeno y de elastina.