Varanasi es el primer destino con el que estreno la sección 'Impresiones. Mis lugares en el mundo', una sección en la que, tal como os conté el pasado sábado, pretendo transmitir únicamente impresiones y no redactar una guía de viajes. 

La primera vez que pasé por Varanasi fue en mi primer Pekín Express en la Ruta del Himalaya. Recuerdo la fuerte impresión que me causó la orilla del Ganges.Varanasi es una ciudad con un poder espiritual increíble. Es cargante, difícil, rebosante, ruidosa, abarrotada y muy, muy hermosa. India, en general, es un lugar complicado. Hay que viajar con el alma al servicio de lo que vas a vivir.



Si estás estresado y quieres paz, quizás tu destino turístico no sea Varanasi, entre otras cosas, porque al ser identificado como turista no te dejarán en paz pero, si estás dispuesto a disfrutar de cada una de las experiencias que vivas allí, si estás preparado para llenarte de todas las emociones de los peregrinos que se acercan al Ganges y si puedes afrontar el choque cultural, Varanasi es uno de los lugares con una mayor impronta en mi corazón de viajera. Por algo regresé años después. Ahora, rescato estas fotos para vosotros y pienso, ¿volvería de nuevo? La respuesta es: El embrujo de la India es uno de los más poderosos del planeta y considero que es uno de los destinos imprescindibles para entender el mundo aunque siempre sea La India la que te devore a ti.

Raquel Sánchez Silva Comerse el mundo

Periodista, presentadora y escritora.

Comerse el mundo
+info
Raquel Sánchez Silva Comerse el mundo

Periodista, presentadora y escritora.

Comerse el mundo

"Comerse el mundo" es el título de este blog porque es pura filosofía de vida. En este lugar en el que vamos a encontrarnos quiero comunicaros, por encima de todo, los beneficios de mirar a este mundo con ganas de devorarlo para evolucionar, aprender, cambiar y experimentar todo lo bueno de la vida. Espero poder proponeros planes, ideas, soluciones, cambios, riesgos y experiencias que nos unan en un hambre común: conocer, sentir y vivir al máximo respetando a todos y queriendo siempre ser un poco mejores. Bienvenidos, comensales.

Instagram