?

Contenido desarrollado para

PANDORA

Joyas perfectas para acertar estas Navidades

Las joyas PANDORA se convierten en recuerdos únicos. Piezas versátiles que cobran un significado especial y el ejemplo ideal de cómo acertar y sorprender regalando

Ana López-Varela

Compartir

Dice la RAE en su definición que un regalo es la “dádiva que se hace voluntariamente o por costumbre”, pero tú sabes que es mucho más que eso. Es la oportunidad de demostrar a los tuyos que les conoces bien, que les quieres e incluso que has descubierto eso que llevaban deseando desde hace tiempo –aunque tal vez ni ellos mismos lo supieran–. Y, aunque con los años se hace más complicado sorprender a tus seres queridos, no te resistes a conseguirlo cada Navidad porque no hay mayor satisfacción que su cara de ilusión al abrir los regalos. Estamos de acuerdo: no hay por qué conformarse con menos.

El arte de regalar no es un asunto baladí. Requiere tiempo para buscar y comparar entre la gran oferta existente y así dar con el detalle perfecto para cada persona. La clave está en encontrar un regalo atemporal, que refleje la personalidad de quien vaya a recibirlo, que aúne diseño, elegancia, calidad y –a ser posible– que tenga un precio asequible y se ajuste a nuestro presupuesto. ¿Misión imposible? Nada más lejos de la realidad. Tenemos una pista para superar este reto: las joyas de PANDORA.

La firma de joyería danesa –con más de 35 años de experiencia– ofrece piezas versátiles, de líneas sencillas y minimalistas, muy fáciles de combinar con todo tipo de prendas. Su filosofía creativa celebra la singularidad femenina con un universo de joyería que permite a cada mujer expresar su propio estilo. Con su trilogía de metales preciosos –plata de primera ley, PANDORA Rose y PANDORA Shine– pueden combinar sus propuestas hasta dar con el toque definitivo para conseguir el outfit que las haga brillar, un estilo único para cada ocasión, mostrando su esencia.

La clave está en encontrar un regalo atemporal, que refleje la personalidad de quien vaya a recibirlo, que aúne diseño, elegancia, calidad y se ajuste a nuestro presupuesto.

En su fabricación se combina una elaboración tradicional –usando materiales de alta calidad y de origen responsable– con la tecnología más moderna. Cada pieza es acabada a mano y revisada por sus artesanos. Pulseras, colgantes, pendientes, anillos, collares… Las de PANDORA son joyas que una vez regaladas se convierten en recuerdos únicos. Como ya es tradición –no en vano fueron los pioneros de esta tendencia–, con sus charms, la marca ofrece la posibilidad de crear recuerdos asociados a fechas o momentos especiales. Y como cada temporada sigue creando divertidas colecciones como la última de Navidad en el espacio, con piezas inspiradas en el cosmos. Papá Noel y sus renos, trenes rebosantes de regalos, estrellas y constelaciones, planetas, cohetes, e incluso un divertido astronauta. Diseños originales hechos, como de costumbre, en plata de primera ley, gemas preciosas, perlas cultivadas, esmalte o cristal de Murano.

Y, ya que hemos dado con el regalo perfecto, ¿por qué desperdiciar la oportunidad de darnos un capricho? Según un estudio realizado este año por la firma entre 7.000 mujeres de siete países, el 65% cree que recibe mejores regalos si antes da alguna pista a su pareja aunque solo el 33% las ofrece. Tal vez por ello, PANDORA ofrece una opción en su web para mandar una pista en forma de email de que nos encantaría tener esa joya bajo el árbol. Porque los mejores regalos no siempre han de ser sorpresa…

Compartir

Este contenido ha sido desarrollado por Content Factory, la unidad de contenidos de marca de Vocento, con PANDORA. En su elaboración no ha intervenido la redacción de este medio.