?

Contenido desarrollado para

SUBARU

El destino de nieve de Laura Madrueño

Laura Madrueño, presentadora de ‘El Tiempo’ de Telecinco, es una auténtica fan del deporte, especialmente de la natación y el esquí. En estas líneas nos cuenta una de sus escapadas favoritas: aprovechar el periodo invernal para descubrir preciosos paisajes nevados que le permiten desconectar y practicar una de sus aficiones.

Laura Madrueño

Compartir

Los que ya me conocéis sabéis que soy una gran apasionada del mar y del submarinismo, pero he de reconocer que la montaña también ha formado parte de mi vida desde que era una cría. 

La sensación de libertad, el silencio y la soledad que encuentro en las cumbres son siempre renovadoras. 

Cada verano intento escaparme para hacer al menos un ascenso importante, incluyendo una noche al raso para disfrutar del paisaje glacial del Parque Nacional de la Sierra de Gredos y su cielo estrellado, designado Reserva Starlight de la UNESCO.

Y por supuesto, como buena amante del deporte al aire libre, ahora en invierno me encanta subir a lo más alto para descender deslizándome sobre la nieve recién caída… Una tradición familiar que sigo poniendo en práctica cada temporada. 

Con los años, además de esquiar, he descubierto otros deportes fantásticos y muy completos que últimamente también practico en las montañas nevadas.

El esquí de fondo, de travesía o las raquetas son otras opciones que he incluido en mi agenda durante los meses de invierno. Diferentes formas de aprovechar la nieve, en general menos lesivas que el esquí alpino o el snow y más accesibles todo el mundo. 

Especialmente las raquetas, con las que podemos hacer rutas espectaculares sin que las superficies nevadas o incluso heladas nos dificulten el paso. Para los amantes del senderismo o trekking, sin duda es un deporte mágico en invierno.

A mí me encanta practicarlo en Panticosa, donde se pueden hacer rutas alrededor del lago congelado con unas vistas impresionantes. Merece mucho la pena darse un paseo con raquetas y luego disfrutar de los Baños de Panticosa, un balneario situado a 1630 metros de altitud. 

La montaña también ha formado parte de mi vida desde que era una cría

Laura Madrueño

Un lugar singular y maravillosamente aislado, donde además existen seis fuentes de aguas sulfurosas y nitrogenadas con propiedades minero-medicinales, un regalo para cuerpo y mente después de hacer deporte. 

Se accede a este enclave a través de una angosta carretera de ocho kilómetros que en invierno luce espectacular, y que me encanta recorrer con mi Subaru Forester, sin necesidad de cadenas gracias a sus neumáticos de invierno y su tracción 4×4 permanente… ¡Para los auténticos OffRoader que disfrutamos al volante es una verdadera gozada!

Ahora me divierto más que nunca y sin preocupaciones durante la estación invernal gracias a mi Subaru, con el que puedo llegar a parajes tan extraordinarios como estos.