?
LOVE

Cinco formas en las que la tecnología te puede ayudar esta Navidad

Un uso seguro y responsable de las nuevas tecnologías, administrando bien el tiempo que dedicamos a ellas,  puede ayudarnos a optimizar nuestras rutinas navideñas

Ana López-Varela

Compartir

Nadie lo va a negar. La Navidad es tiempo de reencuentros familiares, planes entre amigos y buenos propósitos. Días de coleccionar momentos, generando bonitos recuerdos junto a los que más queremos, y noches de ilusión por compartir. La ocasión perfecta para degustar ricos manjares, brindar –varias veces al día– y hartarse de dulces. Pero, por muy disfrutones que seamos y mucho que nos agraden los mil y un preparativos previos a las celebraciones, tampoco es discutible que estas fechas pueden ser sinónimo de fatiga y ansiedad. Sin pensar mucho es fácil acordarse del tráfico impenetrable en el centro de las ciudades, las aglomeraciones allá donde se vaya, las colas interminables en tiendas y centros comerciales, los grupos de WhatsApp en incandescencia, el cuñadismo [tendencia a opinar sobre cualquier asunto, queriendo aparentar ser más listo que los demás] como concepto vital y una agenda de compromisos prácticamente insostenible.

Tanto nos afectan las rutinas navideñas que, según el Estudio sobre estrés y ansiedad en Navidad, realizado en 2017 por Nascia, el 65% de la población adulta española reconoce sentirse angustiado en esta época del año. Así lo sienten seis de cada 10 adultos, sobre todo las mujeres. Entre los aspectos más estresantes destacan la preocupación por un gasto económico excesivo, seguido de las compras navideñas –pensarlas y hacerlas– y los compromisos sociales. No les culpen. A ver a quién le apetece cenar sentado junto al jefe de recursos humanos de su empresa o ponerse de acuerdo con otras 35 madres sobre qué regalo es el mejor para la profe de los niños.

El 63% de los españoles reconoce que en las fiestas navideñas suele usar más su móvil que en otra época del año

Por suerte, siempre nos quedará la tecnología para hacer más fácil el periplo navideño.  La compañía de telecomunicaciones Orange, como lleva haciendo desde hace más de dos años a través de su iniciativa Por un uso Love de la Tecnología, insiste en la necesidad de unos buenos hábitos en nuestra vida online que no entorpezcan nuestra vida familiar. La clave está en administrar bien el tiempo que dedicamos a las redes sociales. Algo en lo que debemos mejorar pues según el primer Estudio Wiko sobre el (ab)uso del smartphone en Navidad, el 63% de los españoles reconoce que en las fiestas navideñas suele usar más su móvil que en otra época del año poniendo de manifiesto la sobreutilización que se hace de estos terminales en momentos en los que se supone debemos aprovechar para disfrutar de la familia.

El informe revela también que uno de cada cuatro españoles consulta el móvil cada 20 minutos o menos, mientras que el 11% admite que lo coge cada vez que le llega un mensaje. Pero, como indican los expertos, un uso seguro y responsable de las nuevas tecnologías también puede ayudarnos a disfrutar aún más de la Navidad.

Orange nos desea que, esta Navidad, la tecnología nos acerque a los que más queremos

Pasar la Navidad lejos de la familia puede convertirla en un momento triste. Una videollamada bastará para sentar a nuestra mesa de Nochebuena a quienes añoramos

Alabado sean FaceTime y Skype

En primer lugar por lo obvio. No hace falta explicar cómo internet, las redes sociales o aplicaciones como Whatsapp nos ayudan, con eficacia e inmediatez, a estar en contacto con nuestra gente. Lejos quedaron aquellos años en los que las líneas telefónicas se saturaban y los buenos deseos llegaban por correo postal. La distancia, o lo que es lo mismo pasar estas fechas lejos de la familia, puede hacer de la Navidad un momento cuanto menos triste. Pero, aunque la distancia física es insalvable, la tecnología ofrece la posibilidad de aliviar el dolor a través de la comunicación audiovisual. Una videollamada bastará para sentar a nuestra mesa a quienes añoramos durante la cena de Nochebuena o poder compartir la ilusión de abrir  juntos los regalos el Día de Reyes. Alabados sean el FaceTime y las conversaciones por Skype.

Compras online para ayudar a los Reyes Magos

La presión por encontrar el regalo acertado para cada persona es otro clásico navideño. Realizar las compras online no solo reduce el tiempo de búsqueda y captura sino que además amplía el rango respecto a una tienda física. Las compras en internet evitan posibles problemas a la hora de encontrar los artículos deseados –que los Reyes Magos sean previsores siempre es un acierto– y aumentan el nivel de satisfacción de la experiencia. Y es que así se evitan las masificaciones, se consiguen precios más económicos y se facilita la logística. De hecho, según un reciente estudio de Salesforce, empresa de CRM, el móvil dominará las compras online de la próxima campaña de Navidad, representando el 70% del tráfico de e-commerce y el 52% de los pedidos. Según los expertos, Instagram es la red social por excelencia en la que los usuarios buscan inspiración para sus regalos.

Una agenda organizada es una verdadera noche de paz (y no lo del villancico)

Los innumerables compromisos sociales nos hacen mirar la agenda navideña con recelo en más de una ocasión. Si bien es verdad que las nuevas tecnologías no pueden hacer desaparecer la presencia de disputas familiares, sí son la herramienta perfecta para que organizar un evento no resulte ser la muerte a pellizcos. Para encontrar la fecha que mejor encaja a la mayoría, lo mejor es utilizar una app específica, basada en un sistema de votación claro con el que no haya discusiones. Como doodle, donde sólo hay que crear la encuesta –incluyendo varias fechas, horarios y lugares disponibles– y enviar la invitación por email, WhatsApp o incluso SMS a quien se quiera. Otras opciones son los formularios de Google, o el sistema de bots de Telegram.

Lista de compra y menú navideño a un clic

Hay casas en las que se cena lo mismo año tras año. Consomé, espárragos, salmón y langostinos, guiso de pava con pelotas, bacalao o asado de cordero. Pero en otras, la familia espera ansiosa conocer las sorpresas del menú de Nochebuena y no siempre es fácil encontrar nuevas recetas. ¿O si lo es? Webs gastronómicas de cabecera como El Comidista, Velocidad Cuchara –para los que tienen Thermomix–, A fuego lento, Canal Cocina o Real Fooding –con el mediático Carlos Ríos a la cabeza– son el sitio perfecto para encontrar opciones para todos los gustos y tipos de dietas. Las redes sociales ofrecen múltiples posibilidades: recetarios online, videotutoriales de cocina y foros donde compartir experiencias para impresionar al comensal más sibarita. Una vez claros los platos sólo queda pasar por el supermercado. Y para que no se nos olvide nada hay infinidad de aplicaciones para hacer cómodamente la lista de la compra.

Spotify y los 'quiz' han llegado al salón de tu abuela

Una buena ambientación musical es sinónimo de éxito en cualquier fiesta. Y las celebraciones navideñas no iban a ser menos, pero no siempre es fácil contentar a toda la familia. Las listas colaborativas de Spotify –en las que cada uno puede aportar sus temazos preferidos– cristalizan en veladas muy divertidas en las que Rocío Jurado y Bob Dylan conviven con Abraham Mateo, Taylor Swift, Beyoncé, Sidonie, Vetusta Morla, C.Tangana o Rosalía. La plataforma de streaming también ofrece playlists temáticas de villancicos, jazz, pop español, reguetón o lo que sea necesario para que baile la abuela.

Para animar la sobremesa, otra opción infalible es descargar alguna app para jugar en familia. Nuestro descubrimiento para dar la bienvenida al 2020 es Kahoot. Una divertida plataforma que permite la creación de quiz personalizados de forma sencilla y rápida, pudiendo crear tus propias listas de preguntas y respuestas.  Además, las partidas son en tiempo real. ¿Te imaginas un trivial familiar con vuestras mejores anécdotas, chistes y recuerdos?

Compartir

Este contenido ha sido desarrollado por Content Factory, la unidad de contenidos de marca de Vocento, con Love Orange. En su elaboración no ha intervenido la redacción de este medio.

COPYRIGHT © TALLER DE EDITORES, S.A.