?

Contenido desarrollado para

Screen Pollution:
Una realidad de la que nadie habla

Cada vez más sustituimos la luz natural por la artificial de las pantallas. Vivimos en la era del ‘Screen Pollution’. Multiópticas ha lanzado una campaña con la que trata de concienciar sobre la importancia de hacer un uso responsable de la tecnología para garantizar la salud ocular

Laura Fortuño

Compartir

Es bastante probable que cuando llegue la noche y te vayas a dormir, hayas pasado más horas mirando una pantalla que a tu pareja o a tus hijos. Incluso no es descabellado imaginar que en algunos momentos del día tu familia y tu smartphone hayan estado demandando simultáneamente tu mirada, porque ese mensaje que tienes que contestar o esa foto que reclama tu like se resiste a esperar a que terminen de contarte qué tal el día. No es tu culpa. La época actual se caracteriza por una innovación tecnológica sin precedentes que nos simplifica la vida pero al mismo tiempo nos expone a un nuevo tipo de contaminación: ‘Screen Pollution’, la proliferación de las pantallas, el aumento del tiempo que pasamos frente a ellas y los efectos que, como cualquier otro tipo de contaminación, esto tiene sobre nuestra salud, especialmente la ocular. Pero si alguien sabe de salud visual es Multiópticas, pionera en reaccionar a un problema cada vez más extendido con un proyecto para concienciar sobre los efectos del abuso de los dispositivos digitales.

Te contamos cuántas horas pasas exactamente con la mirada puesta en una pantalla y de qué manera este exceso puede afectar a tu descanso, tu postura o tu vista. Pero que no cunda el pánico porque sobre todo te ofrecemos soluciones: Multiópticas ha aplicado a sus gafas y lentillas una tecnología que reduce los efectos nocivos de la luz de las pantallas sobre tus ojos. Además te explicamos los consejos de un experto oftalmólogo para cuidar tu salud ocular en el día a día. Así que si tú también vives rodeado de pantallas, continúa leyendo y cuando termines, hazte un favor y asómate por la ventana a admirar el paisaje, aunque sea un bloque de oficinas. Tus ojos agradecerán no tener que enfocar de cerca durante unos instantes.

¿Qué es ‘Screen pollution’?

El dispositivo desde el que estás leyendo este texto. La tele que te ofrece un capítulo tras otro de tu serie favorita. El ordenador donde preparas los informes del trabajo. El teléfono con el que mantienes actualizadas tus redes sociales. Utilizamos las pantallas a todas horas, y esto, como cualquier tipo de contaminación, puede influir negativamente en nuestra salud. Estamos en la era de la ‘Screen Pollution’, es decir una época en la que hay que poner el foco en la problemática existente en relación con el uso excesivo de las pantallas.

La primera compañía que no mira hacia otro lado

Multiópticas, la empresa líder en el sector óptico con mayor cuota de mercado en España, trabaja para fomentar el consumo responsable de las pantallas y generar una mayor concienciación sobre cómo aumenta su presencia en el día a día. Su objetivo es que todas las personas tengan una excelente salud ocular a corto y largo plazo.

Media vida enganchados

Los españoles pasamos 11 horas al día mirando pantallas. Esto significa que estamos casi la mitad del año (167 días) con la vista puesta en un dispositivo digital, un tiempo que el 94% de los encuestados considera que es excesivo. La plataforma Empantallados colabora con Multiópticas para fomentar un uso responsable y saludable de la tecnología. Su coordinadora, María José Abad, considera que para cambiar la dependencia de las pantallas lo primero es «ser conscientes de que estamos enganchados».

Hasta que la batería nos separe

La última imagen que siete de cada diez españoles ven antes de dormirse es la pantalla de su smartphone. Un 65% reconoce que mira algún dispositivo con pantalla nada más despertarse. Y dos de cada tres españoles no se alejan de su teléfono ni para ir al baño.

No sin mi móvil

Podría ser el título de una película de terror, pero la realidad supera la ficción y ya se habla de nomofobia como el miedo irracional a estar sin móvil, ya sea por no tenerlo físicamente o por quedarse sin batería o cobertura. Se considera una de las enfermedades del siglo XXI y se da sobre todo en los adolescentes por haber nacido siendo nativos digitales.

¿Cómo nos afecta el abuso de pantallas?

En el descanso

La luz que emiten los dispositivos electrónicos puede alterar el ciclo del sueño si se utilizan antes de dormir. Así lo demostró un estudio del Instituto Politécnico Rensselaer. Tiene una explicación: la luz de estos aparatos produce una reducción de la melatonina, la hormona reguladora del sueño, lo que impide que el cerebro reciba el mensaje de que hay que irse a dormir. Como consecuencia, se alteran los ritmos del sueño y el descanso es menor.

En la postura

Ya se conoce como ‘síndrome del cuello roto’: inclinamos el cuello, bajamos la cabeza, y así pasamos horas contestando whatsapps, saltando de un storie a otro en Instragram o intentando superar nuestro último récord en el juego que nos tiene enganchados. Como consecuencia se produce el llamado ‘dolor de smartphone’. Lo realmente preocupante es que esta postura puede provocar daños cervicales severos o hacer que padezcamos un dolor de cabeza crónico.

En los ojos

Nuestros ojos son los que más sufren con el uso prolongado de pantallas. El consumo masivo de aparatos digitales produce astenopia acomodativa porque al enfocar de cerca el ojo debe realizar un esfuerzo mayor. Como consecuencia, los ojos se ponen rojos, nos duele la cabeza y se produce sequedad ocular. Más del 60% de los españoles reconoce que no parpadea de forma consciente y frecuente mientras ve pantallas, y siete de cada diez no descansa cada media hora. «Es evidente que realizamos un uso abusivo de las pantallas en nuestro día a día, que nos lleva a buscar sitios oscuros y con poca luz. Esta ausencia de luz natural guarda relación directa con el incremento de la miopía, especialmente entre los menores. Así, en diez años se calcula que en España más del 80% de los niños acabarán desarrollando miopía».

Más vale prevenir

Tres de cada cuatro españoles creen que podrían tener problemas de visión en el futuro por el tiempo que pasan frente a las pantallas, pero solo el 22% emplea algún tipo de filtro protector para cuidar su salud ocular. El catedrático de Oftalmología Manuel Díaz Llopis recomienda, para tener una relación saludable con las pantallas, ser conscientes del uso que hacemos de ellas, parpadear con frecuencia, dirigir la mirada hacia algún espacio con luz natural cada 45 minutos, utilizar lágrimas artificiales, mantener una distancia de entre 35 y 50 centímetros entre nuestros ojos y las pantallas, añadir filtro de luz azul a nuestras gafas graduadas o fijar un día a la semana sin pantallas. ¿Crees que podrás conseguirlo?

Tecnología visionaria

Multiópticas, la cooperativa líder en el sector óptico, apuesta por cuidar la salud visual no solo de sus clientes, sino de todos los españoles. Su campaña de ‘Screen Pollution’ está enfocada a sensibilizar sobre la necesidad de realizar un uso responsable y moderado de las pantallas. Por eso, además de concienciar y explicarnos cómo podemos reducir el uso y los efectos de las pantallas en nuestra visión, ha desarrollado tres tipos de lentes con tratamientos antireflectantes que reducen los efectos de la potencialmente dañina luz azul y están pensadas para adultos y niños que utilizan los dispositivos digitales más de dos horas al día. Todo para prevenir la fatiga y el estrés visual, ofreciendo una visión más relajada y cómoda, y sobre todo, contribuyendo a la prevención de la salud ocular.

1. Multiópticas incorpora el tratamiento antirreflectante iBestlayt Technology a sus gafas de lectura. Este sistema previene la fatiga y el estrés visual que produce la elevada exposición a la luz azul que emiten los dispositivos con pantalla. También reduce el brillo y mejora el contraste. (2) iBeslayt Advance es un tratamiento en masa. La lente lleva un polímero que realiza la absorción de la luz azul emitida por las pantallas. Por su parte, (3) iBeslay Élite es la suma de las dos anteriores y proporciona doble protección, en masa y filtro.

4. Las lentillas iMultilens tienen un diseño único y están fabricadas con una tecnología de última generación que reduce el cansancio visual provocado por las pantallas. Su material, el hidrogel de silicona, permite que pase más oxígeno hacia la córnea. Así las lentillas transpiran mejor y permiten una visión más relajada. Son unas lentillas de reemplazo mensual de uso diario ideales para usuarios de pantallas digitales.

5. Mó digital son unas gafas de lectura que cuentan con la tecnología iBeslayt incorporada, lo que garantiza una mayor prevención y cuidado de nuestra vista frente al uso de pantallas digitales.

Créditos

Redacción: Laura Fortuño

Ilustraciones: Sofía Sisqués

Diseño: Alessandro Marra

Front-end: Saúl Fernández

Compartir

Este contenido ha sido desarrollado por Content Factory, la unidad de contenidos de marca de Vocento, con Multiópticas. En su elaboración no ha intervenido la redacción de este medio.

Contenido desarrollado para

MULTIÓPTICAS

Screen Pollution: Una realidad de la que nadie habla

Cada vez más sustituimos la luz natural por la artificial de las pantallas. Vivimos en la era del ‘Screen Pollution’. Multiópticas ha lanzado una campaña con la que trata de concienciar sobre la importancia de hacer un uso responsable de la tecnología para garantizar la salud ocular