Los nueve asistentes a la boda de Adriana Abenia

  • Adriana Abenia me cuenta cómo será su boda (ahora sí inminente) con Sergio Abad.

Adriana Abenia, mi mañica rubia preferida, la de las piernas largas y sonrisa contagiosa, la que por falta de vista de algunos torpes no tiene el programa que se merece, ella, me da todos los detalles de su boda -a la segunda es la vencida- que será "ahora mismo" este mes exactamente solo unos días después de que tengan en sus manos esta página.
 
-Apunta rápido que tengo que ir al gimnasio a ponerme en forma para el enlace: solo vamos a ser nueve asistentes.
-¿Solo?
-No me interrumpas que te conozco. Va a ser una ceremonia muy íntima donde voy a dar rienda suelta a mi locura y a mi fantasía. Mola ¿Eh?
 
Lo que más mola es verla tan feliz. En junio, que era cuando iba a ser la boda la canceló porque no le daba tiempo a prepararla como ella quería. A los que aseguran que será una versión del enlace de Cristina Pedroche se lo desmiente: "No la haré en mi casa, ni habrá cortinas de fondo".
 
A sus padres se lo comunicó justo antes de entrar a la fiesta a la que asistía con transparencias y en tanga donde se le escapó que ahora sí que se casaba con su Sergio Abad, el novio de toda la vida.
 
Un detalle más: la luna de miel la han celebrado antes de la boda y fue en París.
 
Alfonso Díez cumplió 65 años el pasado 15 de noviembre, cinco días después hizo un año de la muerte de su mujer Cayetana, Duquesa de Alba. Alfonso está mal. Lo dicen todos los que le rodean.
 
No ha querido hablar. Ha desechado hasta la fecha ofertas sorprendentes para una entrevista en televisión y otra en prensa escrita. Discreto como lo fue cuando el país se enteró de su noviazgo, discreto cuando se armó la que se armó, discreto durante la boda y discreto en lo que duró el matrimonio. Juntos siempre, hasta que la muerte de Cayetana les separó.
Alfonso está mal. Lo cuenta Carmen Tello quien, como él, ha sido testigo de lo solos que se quedan los muertos y cómo esa soledad llega también a los que han estado en vida volcados con ellos.
 
A Carmen se le escapa un pensamiento en voz alta delante de José Lugo: "A veces pienso en ella y le digo… si vieras lo que están haciendo y el daño que han hecho". Su relación con los Alba es cero, lo ha dejado claro. Alfonso no dice nada. No abre la boca.
 
Una pregunta...
 
¿Qué televisiva cuenta en la intimidad que está así de guapa gracias a “los pinchazos”?
 
...y una respuesta
 
Lola de los Reyes es el tablao flamenco donde fueron vistos muy  juntitos y mirándose a los ojos Álvaro Muñoz Escassi y Vicky Martín Berrocal. Yo no digo nada.

¡Síguenos en Twitter: @corazon_czn y @jesuslocampos!