El Príncipe Guillermo y Kate Middleton ya están de vuelta al trabajo. La pareja han retomado su agenda pública tras los días de descanso en las Islas Seychelles.  En su primera aparición pública tras su luna de miel, la pareja ha recibido en el Palacio de Buckingham al presidente de EEUU, Barack Obama, y su esposa, Michelle.

Kate Middleton lllevaba para la ocasión un vestido con juego de pliegues color nude, que resaltaba su moreno adquirido en en las Seychelles, unos zapatos negros y el anillo de compromiso.

lLa reina Isabel II de Inglaterra recibió al matrimonio Obama con una ceremonia llena de pompa y circunstancia que marca el comienzo de una visita de Estado de tres días.

Tras un saludo ante las cámaras a la llegada de la pareja presidencial, Obama y su esposa, ataviada con un vestido estampado en blanco, verde menta y gris con cinturón a juego y una chaqueta torera rosa fucsia de manga tres cuartos, escucharon el himno nacional estadounidense desde la balconada oeste del palacio.

A su lado se encontraban la reina Isabel II, que lucía un vestido y chaqueta de seda azul claro con sombrero a juego, y su esposo, el príncipe Felipe de Edimburgo. Tras ellos estaban el heredero de la Corona británica, Carlos de Inglaterra, y su esposa, Camila, que seleccionó para la ocasión un traje color hueso con sombrero a juego.

Kate y Michelle mantuvieron una conversación muy distendida.