Gobierno regional ofrece a lugareños cuatro céntimos por cada rata que maten

Las autoridades del estado nororiental indio de Mizoram han lanzado una campaña para acabar con las cerca de 400.000 ratas que están devastando los arrozales de la región y ofrecen a sus ciudadanos dos rupias (4 céntimos de euro) por cada ejemplar cazado, informó hoy una fuente oficial. "Estamos motivando a los campesinos para matar las ratas y llevar el rabo como prueba a las autoridades locales", dijo el responsable del departamento de control de roedores del estado, James Lalsianliana, citado por la agencia IANS. El Gobierno regional ha destinado unos 14.300 euros a esta campaña, que comenzó a principios de mes y durará hasta el 15 de diciembre. Según Lalsianliana, "centenares de personas hacen ya cola frente a las oficinas de las autoridades agrícolas locales con colas de ratas" para cobrar la recompensa. Un programa similar para matar ratas se llevó a cabo en el año 2002, aunque entonces se pagaron los rabos a dos céntimos de euro. Desde 2004, el Gobierno regional ha gastado unos 367.000 euros para intentar controlar la amenaza de los roedores. "Hemos intentado numerosas medidas, desde envenenar a las ratas hasta traer expertos del extranjero", dijo Lalsianliana. El Gobierno de Mizoram teme que un millón de personas sufran hambruna este año debido al daño que supone para las cosechas la invasión de ratas causada, según la creencia local, por el florecimiento de las plantas de bambú.