Guillermo y Kate, preocupados por la persecución "agresiva" de los paparazzi

El príncipe Guillermo de Inglaterra y Kate Middelton fueron víctimas el jueves por la noche de una "persecución agresiva", "potencialmente peligrosa" y "preocupante para ellos", afirmó hoy Clarence House, residencia oficial del príncipe de Gales. El incidente se produce la misma semana en que ha comenzado en el Tribunal Superior de Justicia de Londres la investigación judicial sobre la muerte de Diana de Gales y su novio, Dodi Al Fayed, cuando el coche en el que viajaban se estrelló en París en 1997 mientras eran perseguidos por los fotógrafos. "Parece incomprensible, sobre todo en este momento, que este comportamiento continúe aún", dijo el portavoz del príncipe Carlos de Inglaterra, Paddy Harverson. Los jóvenes han sido fotografiados por primera vez saliendo juntos desde que, según la prensa británica, reanudaran su relación tras su separación en abril pasado. Según explicó Harverson, Guillermo, segundo en la línea de sucesión al trono británico, se quedó preocupado por el comportamiento "amenazador" de los paparazzi en Londres la pasada noche. "Tras haber sido fotografiados saliendo del club, él y Kate Middleton fueron después perseguidos en su coche por fotógrafos en motos, en vehículos y a pie", añadió. En abril, la pareja puso fin a un noviazgo de cuatro años porque Kate, según la prensa británica, quería un mayor compromiso, mientras que el príncipe prefería disfrutar de su tiempo en el Ejército, donde tiene el rango de subteniente. Al parecer, Guillermo y Kate reanudaron su relación después de que ella fuera invitada al concierto en homenaje a Diana de Gales, madre del príncipe, que se celebró el pasado 1 de julio en el estadio de Wembley, en el norte de Londres.