Juez visita "castaño de Anna Frank" antes de decidir si se tala o no mañana

El titular del juzgado de instrucción de Amsterdam que tramita el proceso de urgencia para decidir sobre la posible tala del llamado "castaño de Anna Frank" decidió hoy visitar el centenario árbol antes de pronunciarse sobre la necesidad o no de cortarlo, según informó la radio pública holandesa. La tala del árbol está prevista para mañana temprano, pero la Fundación Holandesa para la protección del Árbol y un grupo de vecinos intentaron bloquear esa decisión por vía judicial. La pasada primavera, el Ayuntamiento de Amsterdam concedió permiso al dueño del árbol para talarlo al estar afectado por una enfermedad que pudre el tronco y debilita las raíces. Esta semana, la Fundación Holandesa para la protección del Árbol hizo un estudio técnico con el que demostró que el castaño tiene suficiente resistencia como para soportar aún fuertes vientos. Uno de los argumentos del Ayuntamiento y del dueño del emblemático árbol -de entre 150 y 170 años-, para proceder a su tala es el riesgo de que se desplome en caso de temporal, con lo que pondría en peligro los edificios que lo rodean, incluida la casa misma donde vivió Anna Frank. Durante el juicio rápido que se celebra hoy en Amsterdam se analizaron pruebas como ecografías de la raíz del castaño. El propietario del árbol, al que Anna Frank alude en varias ocasiones en su conocido diario, es contrario a que se libre de la sierra y prefiere el plan inicial del Ayuntamiento, consistente en plantar en el mismo lugar un esqueje del castaño, una vez sea talado. El centenario árbol está situado en el jardín de una casa frente al canal, próximo a la vivienda de la famosa niña judía, desde la que ésta lo pudo contemplar. El juez espera poder emitir su veredicto hoy a las 19.00 horas (18.00 horas GMT), pero si no lo ve posible, aplazaría su fallo hasta mañana a las 10.00 horas (9.00 horas GMT).