Louis Vuitton tuvo "difícil" contratar a Gorbachov como reclamo

La marca francesa de bolsos y maletas de lujo Louis Vuitton reconoció que tuvo difícil convencer al último presidente soviético, Mijaíl Gorbachov, para que aceptara figurar en una campaña publicitaria ambientada en el muro de Berlín. "Fue muy difícil convencer a Mijaíl Gorbachov" de aparecer en el montaje fotográfico, explicó el director de comunicación de Louis Vuitton, Antoine Arnault, en unas declaraciones publicadas hoy por el diario Le Monde. La imagen, que se divulgará en Estados Unidos a partir de la segunda mitad de agosto y en septiembre en otros países, muestra al ex presidente soviético en la parte trasera de un automóvil de época que circula junto al muro de Berlín con una maleta del anunciante llena de documentos a su lado. El mensaje publicitario se plantea en forma de pregunta: "¿Se viaja para descubrir el mundo o para cambiarlo? Muro de Berlín. De vuelta de una conferencia". Fue el mismo Gorbachov el que dio la idea de situar la escena en el muro de Berlín y, según los creativos, destacó lo importante que es para él haber contribuido a su caída en 1989. La retribución del antiguo jefe del Estado irá a parar a la Cruz Verde Internacional, una fundación que él mismo creó. Según Arnault, fue precisamente el destino de los fondos lo que le llevó a aceptar. La imagen es obra de una de las firmas más prestigiosas de la fotografía contemporánea, la estadounidense Annie Leibovitz, que también se ha encargado de las instantáneas de la última campaña de Louis Vuitton con otros famosos. Así, los tenistas André Agassi y Steffi Graf aparecen abrazados en un sofá en la intimidad de la habitación de un hotel de Las Vegas y la actriz Catherine Deneuve esperando en un andén de la estación de tren Austerlitz de París.