Sanz rememora juventud y encuentro con amigos en romería de su pueblo natal

El presidente de La Rioja, Pedro Sanz, se desplazó hoy a su pueblo natal, Igea, para rememorar "los tiempos de mi niñez y mi juventud, el encuentro con amigos, vecinos, paisanos y los que, no viviendo en el pueblo, volvieron hoy a la ermita para participar en la romería de la Virgen del Villar". Así se expresó hoy a EFE el presidente, tras asistir un año más a esta tradicional romería, donde disfrutó de una jornada de fiesta con amigos y familiares, y, en especial, con su padre, que a pesar de "su avanzada edad, 82 años, vive muy bien la fiesta y está encantado de que (los hijos) estuviéramos con él". Sanz aparcó su agenda oficial para vivir un día "lleno de emociones, sentimientos, recuerdos, participando activamente como un igeano más en todos los actos celebrados en la ermita, donde está la virgen de mi pueblo a la que mi madre me inculcó una gran devoción. Fue un día entrañable". Tras asistir, desde primera hora de mañana, a la procesión a la ermita, el presidente también asistió con sus paisanos a presenciar el encierro y correr las vaquillas, que es "muy típico de Igea". El presidente continuó su jornada en las tradicionales bodegas del pueblo, "escuchando canciones típicas". "Fue un día muy de fiesta y muy emotivo, que rememora mis tiempos de joven, que para mí es la memoria de la persona en lo que fue mi formación desde la niñez". EFE.