Venezolana Daniela Spanic y su bebé abandonan cuidados intensivos

La actriz venezolana Daniela Spanic, que el pasado 15 de julio fue operada en México de un derrame cerebral por el que permaneció cinco días en coma, ha dejado la unidad de cuidados intensivos y se recupera en el hospital al igual que el bebé que espera, según fuentes cercanas a la paciente. Yolanda Huerta, la responsable de relaciones públicas de su hermana gemela y también actriz Gabriela, afirmó hoy a Efe que Daniela "esta muy bien, muy tranquila, ya comió, reacciona a las terapias y pone mucho de su parte". "Camina, habla perfectamente bien, no tiene ninguna secuela, ve muy bien y reconoce a las únicas personas que la están visitando", su marido Ademar Nahum y Gabriela, que han permanecido a su lado desde la intervención quirúrgica, así como una amiga personal llamada Lorena. Según Huerta, la paciente "está evolucionando de maravilla, no tiene ningún problema físico, ni mental ni visual, ni de ningún tipo", ni tampoco rastro físico de la operación a la que fue sometida en la parte superior izquierda de la cabeza. "El bebé -agregó- está perfecto, se le hacen ultrasonidos todos los días y siempre le han salido perfectos". La representante de Spanic informó también que "esta semana va a seguir en el hospital y los médicos aún no saben cuándo lo va a abandonar". Daniela Spanic nació en Caracas el 10 de diciembre de 1973 e inició su carrera como modelo a los 15 años para una campaña publicitaria en Venezuela. A nivel internacional, ha trabajado en México, España, República Dominicana y Estados Unidos. Además, ha trabajado como conductora en varios programas de la televisión hispana y como actriz en las telenovelas "Como tú ninguna", "Loba herida", "Mundo de fieras", "Adorable Mónica", "La Duda" y "La Usurpadora", en esta última junto a su hermana Gabriela, con la que llegó a México a finales de los noventa.