La belleza como protagonista de la entrega de los Emmy

  • La 59 edición de los Emmy ha dado comienzo en el auditorio Shrine de Los Ángeles con la belleza como protagonista en la alfombra roja y “Los Sopranos” como la serie favorita dentro de la sala. La belleza y el colorido ha sido lo habitual entre las actrices, mientras ellos han mostrado un aire mucho más conservador, en su mayoría vestidos de esmoquin.

La 59 edición de los premios Emmy ha dado comienzo en el auditorio Shrine de Los Ángeles con la belleza como protagonista en la alfombra roja. "Los Sopranos" ha obtenido la esperada victoria como mejor serie dramática. Su victoria por su sexta y última temporada venía avalada por un total de 15 candidaturas, el drama con un mayor número de nominaciones en esta edición.

"James Gandolfini va a ganar como mejor actor, el que mejor come, bebe, anda, duerme. Este es su año", declaraba en referencia al protagonista de "Los Sopranos" su rival en la categoría de mejor actor dramático Denis Leary ("Rescue Me"). Las palabras de este actor sólo confirman lo que la crítica tiene claro, que la 59 edición de los Emmy ha sido la gran noche de "Los Sopranos". La serie centrada en una familia de mafiosos defiende las nominaciones de mejor actor para Gandolfini, mejor actriz para Edie Falco y mejores secundarios para Michael Imperioli, Aida Turturro y Lorraine Bracco.

La otra favorita de esta misma velada era la comedia debutante "Ugly Betty", con 11 candidaturas la de mas éxito de su categoría. En su primera temporada, esta serie inspirada en la popular telenovela colombiana "Betty la fea" tiene al menos asegurado un premio, el de mejor actriz de comedia que la crítica coincide que será para la actriz hispana América Ferrera.

Vestida de azul en una toga de gasa sin mangas Ferrera llegó pronto a la alfombra roja llevada por los nervios pero viviendo lo que describió como "un sueño hecho realidad". Su belleza fue la tónica habitual a la entrada de estos galardones donde Ellen DeGeneres llegó de traje azul marino, Julia Louis-Dreyfuss con un vestido de gasa en tono morado y su compañera de categoría, Felicity Huffman, en rojo con un vestido que dejaba toda su espalda al aire para poder contar sus costillas. "Yo ya no tengo que impresionar a Tony", bromeó Eva Longoria, de "Desperate Housewives", al llegar sola y con un vestido corto sencillo pero muy elegante a esta alfombra roja mientras su esposo, el baloncestista Tony Parker, estaba en España con su equipo.

Si la delgadez, la belleza y el colorido fue lo habitual entre las actrices ellos mostraron un aire mucho más conservador, en su mayoría vestidos de esmoquin, desde el propio Leary a Tony Shalhoub o Steve Carell, ambos candidatos como mejor actor de comedia por "Monk" y "The Office", respectivamente.