(embargada) Victoria Beckham pidió ropa que marcara sus caderas para gira de Spice Girls

Dicen que por sus hechos los conoceréis, aunque también por la ropa que visten. Ejemplo de ello es el vestuario que el italiano Roberto Cavalli ha diseñado para la gira de las Spice Girls y en la que Victoria Beckham luce unos modelos que, como ella misma pidió, marcan sus "caderas". Esta psicología de pasarela es la que Cavalli ha aplicado para la ropa con la que las cinco "chicas picantes" se contonean en la gira mundial con la que regresan a los escenarios, todo un trabajo a medida del que el diseñador habla en el último número de la edición británica de la revista Grazia. Según el modisto -uno de los preferidos por el matrimonio Beckham-, Victoria, la "Posh Spice", fue la más "atrevida" a la hora de exponerle sus deseos para el vestuario de la gira, que cada una de las componentes eligieron por separado, dadas sus distintas preferencias. Victoria "quería experimentar, sorprender y ser diferente. Su única exigencia era que le marcáramos sus caderas", comenta Cavalli sobre la cantante e icono publicitario, a la que la prensa ha venido criticando últimamente por su extrema delgadez. Por su parte, la "Spice Pelirroja", Geri Halliwell, quien abandonó su ligero sobrepeso para lucir ahora un cuerpo tonificado, quiere mostrar carne en esta serie de conciertos que comenzaron el pasado 2 de diciembre en Vancouver (Canadá) y que pasarán por Madrid el 23 de este mes. "Geri quería todo muy sexy y muy teatral. Quería enseñar su cuerpo", apunta el modisto, una de las agujas italianas más reconocidas internacionalmente. "Hemos actualizado -añade- la icónica bandera del Reino Unido (que Geri lució en más de una ocasión como estampado de un vestido) por un mini-vestido encorsetado con cristales de Swarovski". También atrevida es la conocida como "Spice temible", Mel B, quien pidió a Cavalli ropa con estampados de animales, muy brillante y que se ajustara bien al cuerpo. "Melanie B fue muy firme, muy directa, y me dio mucho trabajo. Tuve que cambiarle los diseños dos veces", explica el modisto. Por el contrario, "Baby Spice", Emma Bunton, la chica con aspecto dulce e inocente del quinteto, llegó al encuentro con Cavalli con una idea un tanto más recatada de sus prendas para los conciertos. "Emma era muy tímida al principio, pero luego se volvió más segura en sí misma. Quería que sus prendas fueran más conservadoras y más tapaditas", incide el diseñador. Cavalli define como "rock chic" el estilo que le propuso la que antes lucía siempre chándal, Mel C ("Spice deportista"), quien con los años se ha convertido en la componente del grupo más aplaudida por el público y la crítica musical.