El escándalo Fiennes

  • La aerolínea australiana Qantas despidió a una de sus azafatas por haber mantenido relaciones sexuales con el actor británico Ralph Fiennes en el baño de un avión el pasado mes de enero.

La aerolínea anunció el despido una semana después de suspender de empleo y sueldo a Lisa Robertson, de 38 años, acusada por miembros de la tripulación de haber violado las normas internas al entrar al baño del avión junto a Fiennes, en el vuelo que hacía la ruta el pasado 24 de enero de Darwin a Mumbai (India).

Roberton inicialmente negó los hechos, pero este fin de semana reconoció al periódico británico "The Mail" que sí mantuvo relaciones sexuales con el actor en el servicio del avión y luego en su hotel en la India.

Miembros de la tripulación habían denunciado que la auxiliar de vuelo mantuvo una charla con Fiennes cuando el actor se sentó junto a ella durante su tiempo de descanso, en el espacio destinado a las azafatas, y posteriormente fueron juntos al servicio. La azafata señaló al diario británico que no se siente orgullosa de lo que hizo y que no fue un "comportamiento adecuado", pero dijo que no se arrepiente de nada.

También apuntó que le sorprendió que el actor no utilizara preservativo, algo que calificó de "peligroso e hipócrita", teniendo en cuenta que Fiennes, quien había actuado en el Festival de las Artes de Sydney, se dirigía a la India para participar en una campaña a favor de las víctimas del Sida. Los representantes del actor británico mantienen que fue la azafata quien sedujo a Fiennes, y no al contrario, tal y como afirma Robertson.