El histórico "playboy" de Berlín, plantado a cuatros días de su primera boda

Rolf Eden, histórico "playboy" de Berlín, ha recibido la bofetada que muchas de sus conquistas desearon y no pudieron dar a este don Juan de 77 años y todavía en activo: le han dejado plantado a sólo cuatro días de la que iba a ser su primera boda. La única mujer que llegó a conquistar el corazón de este incombustible seductor y juerguista, una joven de 27 años, ha decido dejarle, pues, según informó hoy Eden a medios locales, "la joven dama quiere formar una familia, lo que conmigo, obviamente, no podrá ser". El "playboy", invitado obligado en las fiestas de la capital alemana que presuman de glamour, confesó que está con la boca abierta y que nunca imaginó que algo así pudiera sucederle a él. "Casi me caigo de la silla", fue la reacción Eden al escuchar de los labios de su prometida, cuatro antes días de la boda y con todas las invitaciones enviadas, "no me caso". Pero Eden, aunque "triste", es un caballero y entiende a la chica, con la que mantiene una relación de casi cuatro años. "Es normal que una mujer joven se plantee tener hijos, un tema que para mí está zanjado, pues, como todo el mundo sabe, tengo siete de distintas relaciones", agregó. Eden, sin embargo, no tirará la toalla y, en cuanto se reponga del "chasco", le pedirá otra vez matrimonio durante el viaje que ambos emprenderán a Miami (EEUU) la semana próxima, unas vacaciones planificadas como luna de miel con tintes ahora de premio de consolación. "No la puedo perder. Birgitte es tan guapa, tan joven, tan dulce y tan inteligente que ha de ser mía. Ella es el gran amor de mi vida", sentenció el "playboy".