Dos jóvenes de Villaviciosa se casan dentro de un tonel de sidra

Dos jóvenes de Villaviciosa han contraído matrimonio dentro de un tonel de sidra que puede albergar 20.000 litros de la tradicional bebida asturiana pero en el que, en caso de boda, sólo caben los novios, los padrinos y el oficiante. Las decenas de invitados a la ceremonia tuvieron que seguir este enlace a través de una gran pantalla instalada fuera del tonel, uno más de las decenas que alberga el llagar "Cortina" de Amandi, en el concejo asturiano de Villaviciosa. Los poco más de tres metros de diámetro del interior de esta cuba de madera de castaño, especialmente lustrado para la ocasión, sirvieron de escenario para que Guti, un conocido "chigrero" de Villaviciosa, y su novia Nita se dieran el "sí quiero". La pareja tuvo que acceder al interior del tonel a través de una pequeña portilla de unos 30 centímetros de diámetro, lo que no supuso ningún problema para los novios, de constitución delgada, aunque sí para introducir la cola del vestido de la novia. Tras la ceremonia, la pareja tampoco fue recibida con la tradicional lluvia de arroz, sino por otra de corchos de botellas de sidra, bebida que sirvió también para el primer brindis. De hecho, los contrayentes tomaron un "culín" de la recién agotada cosecha 2005 de Villacubera, sidra con denominación de origen "Sidra de Asturias", mientras sonaban los sonidos de las gaitas de la banda de Villaviciosa.