El ex presidente indonesio Suharto sufre una aguda recaída

El ex presidente indonesio Suharto, de 86 años, sufrió hoy una aguda recaída, calificada de "alarmante" por algunos de los médicos que le atienden desde que el viernes pasado ingresó de urgencia en el Hospital Pertamina de Yakarta. El jefe del equipo de especialistas que cuida al ex mandatario, Mardjo Soebiandono, señaló que "sus riñones funcionan muy mal", y añadió que el paciente está consciente pero tiene problemas de comunicación. La legión de más de 40 doctores que le atiende también tratan de eliminar líquido en su pulmones, controlar la tensión sanguínea y aumentar el volumen de hemoglobina en su sangre. Se le ha drenado 3.380 centímetros cúbicos de líquido de sus encharcados órganos respiratorios, a causa de un edema pulmonar, desde que fue internado en el centro sanitario, de acuerdo con Mardjo Soebiandono. Suharto, que gobernó con mano de hierro Indonesia desde 1967 hasta 1998, también necesita de una diálisis, a la que está conectado desde el primer día. Los médicos detectaron esta semana, durante una recaída el martes pasado, lesiones en el corazón del presidente indonesio, a quien se implantó un marcapasos en 2001. Suharto, quien en la última década ha subido embolias y hemorragias internas, encabeza las listas de dirigentes más corruptos de las últimas décadas del Banco Mundial y de la organización "Transparencia Internacional", aunque nunca se le ha podido juzgar en Indonesia debido a su avanzada edad y delicado estado de salud.