Receta: Solomillo con salsa de queso (para 4 personas)

  • Comentarios

Solomillo con salsa de queso (para 4 personas)

Ingredientes

Imprimir
  • 1 kg de solomillo de vacuno
  • Aceite de oliva / Sal
  • Salsa de queso
  • 250 g de queso “emmental”
  • 75 g de queso de Cabrales
  • 125 ml de nata líquida
  • sal
  • Una cucharada sopera de mostaza
  • 1/2 cucharadita de “curry” en polvo
  • Una cucharada de perejil picado
  • Patatas salteadas
  • 1/2 kg de patatitas
  • 4 cucharadas de perejil picado
  • Aceite de oliva
  • sal

Instrucciones

Imprimir


Se precalienta el horno a 250oC. Se brida el solomillo, empezando por un extremo, y hacemos un atadito sencillo. A continuación, se continúan las vueltas hasta llegar hasta el otro extremo. Después, en sentido transversal, se va pasando el bramante. Cogemos una a una las vueltas de bramante, y damos un pequeño tirón en cada vuelta para que se sujete bien. Se sazona con sal, se unta con aceite y se mete al horno durante cuarenta minutos. Finalmente, comprobaremos que la pieza queda sangrante por el centro. Ponemos a cocer las patatitas, sin quitarles la piel, con agua y sal. Se ralla el trozo de queso “emmental” y desmenuzamos, también, el queso de Cabrales. En un cacito se ponen ambos quesos, la nata líquida y se coloca sobre otra cazuela con agua. Ponemos el fuego a medio gas y deshacemos los quesos, removiendo suavemente con unas varillas. Finalmente, cuando los quesos estén totalmente deshechos, agregamos la mostaza, el “curry”, el perejil picadito y se rectifica el punto de sal. Mantenemos, a fuego suave, y al baño María la salsa de queso caliente. Pelamos las patatitas y las iremos colocando sobre papel absorbente de cocina, a fin de que suelten el agua sobrante. Ponemos en una sartén aceite y, cuando ya esté caliente, doramos poco a poco las patatitas. Una vez conseguido, las pasamos por el perejil picadito para que se adhiera, y se colocan en un recipiente con papel de aluminio. Procuraremos que se mantengan calientes hasta el momento de servirlas y llevarlas a la mesa. Cogemos el solomillo, se desbrida y lo colocamos caliente encima de una tabla de madera. A continuación, cortamos medallones de algo más de un centímetro de grosor con la ayuda de un cuchillo eléctrico. A la hora de servirlo, colocamos el solomillo en una fuente, y lo regamos con el jugo de su propia cocción. Posteriormente, pondremos las patatitas calientes por el borde de la fuente de manera que bordee toda la carne. Serviremos el jugo sobrante en una salsera aparte.

  • Compartir
  • Imprimir

Herramientas

  • Compartir
  • Imprimir