Toma nota de estas diez tendencias de moda, que llenan las pasarelas, y con que estarás a la última esta primavera. 

Flores

No tan Naif

-Para Miranda Priestly, la cruel directora de la revista de 'El diablo viste de Prada', que se lleven las flores en primavera es una obviedad. Pero para el resto de los mortales es casi una necesidad. La temporada llega, una vez más, cargada de ellas, pero esta vez en tamaño XXL, más pictóricas y teatrales que el año pasado. Con un toque setentero, solas o en caótica compañía, mézclalas como quieras y acertarás.

Saharianas

Memorias de África

-Yves Saint Laurent estaría orgulloso de ver que, sobre la pasarela (y en breve, también en la calle), ha reinado la prenda que él encumbró: la sahariana. En tonos tierra o verde militar, presume de versatilidad.

Spanish chic

-El dúo Dolce & Gabbana ha sido precursor de esta locura a la española. Trajes de luces, faldas con volantes, lunares... Otros han seguido su estela, con toreras y una versión del sombrero cordobés, como Saint Laurent. Una tendencia que se merece un ¡olé! 

Volantes

Rizar el rizo

-Movimientoy y feminidad. Dos características de los volantes que nos harán adorarlos las 24 horas. Durante el día, en faldas midi (Céderic Charlier) o mini (Isabel Marant), en estilos más informales. Para la noche, apuesta por rizar el rizo, como se ha visto en Emporio Armani, o por el romanticismo hippie de los vestidos estampados de Valentino.

Culto al deporte

-Si este invierno hemos calzado zapatillas, lucido sudaderas y elevado a los altares 'fashion' a Alexander Wang y su estilo deportivo, con la llegada del calor, seguiremos apostando por la comodidad. Palabra de Wang.

Pasarse de la raya

-No solo de 'navy' vive el hombre... Esta temporada, no te limites a lo clásico, porque el estampado de rayas se rinde al color. Los diseños de Balmain marcan el buen camino (o, mejor, la línea) a seguir.

Transparencias

Armas para seducir

-Como en todo, en la mesura está el acierto. Para no correr riesgos (el exceso roza lo ordinario), toma nota de las mejores propuestas. ¿Nuestros favoritos? El sexy vestido de Altuzarra o la eterna elegancia de los diseños de Elie Saab.

Perforaciones

Calando hondo

-Hay que enseñar... pero en pequeñas dosis. De hecho, los diseñadores han marcado la medida: miniagujeros estratégicos que perforan las prendas con bordes metálicos (como el vestido de Versace) o que ponen, simplemente, el punto de originalidad para marcar el epicentro de un diseño (Celine). Son como pequeños ojos de buey por los que “asomarse” esta nueva temporada.

Ritmo setentero

-¿Preparada para revivir los años 70? No tienes que sacar viejas prendas del baúl de los recuerdos porque firmas como Gucci, Vuitton o Saint Laurent te las ponen en bandeja. Pantalones de campana, vestidos de flores y prendas de piel, bastante fieles a la moda de entonces. La máquina del tiempo ya está en marcha.

Jeansmanía

-En el empeño del continuo revival de los 70, los diseñadores han apostado todo al tejido estrella de esa década: el denim. Una explosión de algodón azul que puedes llevar en total look (Chloé) o en el eterno y clásico pantalón vaquero (Louis Vuitton).