El Festival de Eurovisión concluyó con la victoria de Suecia. Edurne quedó en la vigésimo primera posición del certamen tras deslumbrar en el escenario con su gran puesta en escena y el doble vestido, obra del diseñador José Fuentes. 

España no ha conseguido lograr la victoria en el concurso musical más popular. Aunque nuestro país contaba con una representante de lujo, no consiguió posicionarse entre los favoritos y terminó en la vigésimo primera posición. No obstante, Edurne derrochó energía y sensualidad con su 'Amanecer' en Viena.

Durante las últimas semanas se ha hablado mucho sobre cuál sería el vestuario definitivo de la madrileña. Finalmente, la cantante salía al escenario con una impresionante capa roja realizada en punto de seda y paillette libanés, que medía 5 metros de longitud.

En mitad de la actuación, Edurne se deshacía del primer vestido y deslumbraba con el modelo que lució durante el primer ensayo en el Wiener Stadhalle. Un vestido de color verde agua decorado con paillettes de cristal, manga asimétrica y abertura frontal hasta la cintura. 

La española optó por un 'look beauty' muy natural con ondas suaves, ojos 'efecto ahumado' y un discreto brillo labial. 

Los dos estilismos que lució la representante de España han sido confeccionados por José Fuentes. El joven diseñador tiene su taller en Barcelona, sus creaciones se adaptan a las últimas tendencias y necesidades de la mujer actual, manteniendo siempre la esencia de su estilo propio.