Cinco errores (con solución) que cometes al hacer dieta

  • Los nutricionistas saben que casi todas las dietas fracasan por uno de estos cinco errores. Si estás sana, te pones a régimen y no pierdes peso, seguro que hay algo que no haces bien. Revisa estos cinco fallos frecuentes de las dietas y si te reconoces en alguno de ellos, haz lo necesario para corregirlo.

Fallo 1. Contar minuciosamente las calorías.  Evitemos malentendidos, la mayoría de las investigaciones muestran que infravaloramos sistemáticamente las calorías que consumimos y por eso hay que prestar atención a lo que comemos. Pero cuando se trata de perder peso la calidad de los alimentos importa más que sus calorías. Un estudio de 2012 publicado en la revista JAMA demostró que las personas con una dieta baja en carbohidratos y con un reducido índice glucémico quemaban más calorías que aquellas que seguían un régimen bajo en grasos pero rico en hidratos de carbono. "Los alimentos ricos en hidratos de carbono ralentizan el metabolismo comparados con aquellos con un mayor contenido de grasas y de proteínas", explica a la revista 'Health'  David Ludwing, director de la New Balance Foundation Obesity Prevention Center del Hospital pediátrico de Boston.  

Solución 1: Concentra tu dieta en alimentos que sean ricos en proteínas y bajos en hidratos de carbonos simples. Aumenta la ingesta de yogur, pescado, pollo (sin piel) y frutos secos.  

Fallo 2. Obligarte a hacer varias mini comidas al día. Lo has escuchado muchas veces, hacer comidas pequeñas y frecuentes durante el día te ayuda a perder peso y acelera el metabolismo. Sin embargo, dividir las recomendadas 1.200 calorías diarias en seis comidas te puede dejar hambriento todo el día, con el estómago en cortocircuito. Para muchos nutricionistas el problema de las seis comidas es que, por un lado ,es más fácil pasarse con las cantidades (tienes seis oportunidades para equivocarte), y por otro, tienes que retar a tu fuerza de voluntad seis veces al día y tomar decisiones sobre tu comida otras tantas.  

Solución 2. Planifica tres comidas sólidas al día. Es más probable que hagas bien una dieta si eliges una fórmula simple y fácil de cumplir. Para alguien que tenga poco tiempo el hecho de planificar seis comidas diarias puede ser estresante 

Fallo 3. Comer siempre lo mismo. La dieta monótona ganó popularidad para perder peso después de que un estudio de 2011 demostrará que las mujeres que comían diariamente durante una semana un cheese burguer consumían 100 calorías menos al día. Sin embargo, otro estudio de la Universidad de Tennessee reveló que cuando la gente llevaba una dieta restringida en calorías y limitada a dos tipos de alimentos de la denominada comida basura no perdían más peso que los que hacían dieta con una cantidad más variada de comidas.  

Solución 3. Experimentar. Prueba con diferentes frutas y verduras. Varía también las proteínas e incorpora pescados y alubias a tu régimen.

Fallo 4. Pesarse obsesivamente. Un estudio publicado en la revista Journal of Obesity asegura que las mujeres se benefician menos que los hombres de llevar un estricto control (diario) de su peso. “Las fluctuaciones hormonales pueden causar retención de líquidos y hacen más difícil conseguir una lectura adecuada de las cifras que da la báscula”, explica Liz Weinandy, RD, de la Ohio State University. La frustración que genera no ver avances en la báscula suele frustrar a la mujer y genera más riesgo de abandonar la dieta.  

Solución 4: Súbete a la báscula una vez por semana. Será suficiente para controlar tu peso.

Fallo 5. Confiar más en el gimnasio que en la dieta. Come menos, muévete más es el consejo básico para perder peso. Pero en ese orden. La dieta es la prioridad para perder kilos. Alrededor del 80% del éxito dependerá de los que comas y el 20%, de lo que te entrenes. Las calorías que se queman con la práctica del ejercicio son mínimas y no compensan una comida copiosa.

Solución 5. Mantente activa pero vigila tu dieta sobre todas las cosas. No te dejes engañar, para perder peso hay que comer menos cantidad de todo.