El aguacate, bueno para la fertilidad

Una investigación realizada por la Escuela de Salud Pública de Harvard concluye que consumir aguacate y aceite de oliva multiplica por tres las posibilidades de éxito en los tratamientos de fertilidad 'in vitro'.

El estudio ha investigado a 150 mujeres que estaban sometiéndose a un tratamiento en el Hospital General de Massachusetts a las que se hizo un seguimiento específico sobre su consumo de grasas.

Tras finalizar el experimento los investigadores concluyeron que las mujeres que consumían más grasas monosaturadas, como las del aguacate y el aceite de oliva, veían aumentadas en 3,4 las probabilidades de tener un hijo tras un tratamiento de fertilidad que aquellas que consumían mantequilla y carne roja.

Estas últimas producían una menor cantidad de óvulos, y tenía, por tanto, menores probabilidades de quedarse embarazadas.