Rincones de Semana Santa para visitar con niños

  • Si te gusta la Semana Santa te contamos dónde vivirla de manera especial. Si tienes una favorita también nos la puedes contar. 

Durante la Semana Santa las fiestas se replican a lo largo y ancho de toda España y a buen seguro hay alguna celebración curiosa, interesante, espectacular o reconocida como Bien de Interés Cultural cerca de vuestra casa. Si os apetece, podéis descubrir algunas de estas tradiciones ahora que el aire ya huele a azahar y en las cocinas bulle el aceite friendo torrijas y buñuelos de bacalao.

Devoción internacional en Sevilla: Es la Semana Santa más conocida a nivel internacional que cuenta con tallas históricas cubiertas por ricos ornamentos, elaborados trabajos en cera para iluminar las noches de pasión, decoraciones florales y profusos bordados en oro o plata. Una experiencia única de devoción encarnada por más de 60 cofradías entre la que destaca La Madrugá en la noche del Jueves al Viernes Santo. 

La pasión en Olesa de Montserrat y Esparreguera (Cataluña): De gran impacto visual, la representación de La Pasión en estas localidades es un auténtico espectáculo teatral sobre la vida, la muerte y la resurrección de Cristo con gran impacto visual. No en vano llevan cinco siglos emocionando al público que acude a ver esta fabulosa evolución de los actos sacramentales.  

Romper la hora en Calanda (Teruel): Cuando el reloj de la Torre del Pilar de esta localidad inicia la cuenta de las 12 en la mañana del Viernes Santo la hora queda rota. El sonido de los redobles se convierte en el único sonido a la primera campanada. Un emocionante estruendo que retumba como un trueno en todo el pueblo y que dura dos horas. Luego se forma la procesión de El Pregón que sale de la plaza principal y da la vuelta al pueblo.

La pasión de Cartagena: La tradición castrense de esta ciudad se ve reflejada en la expresión popular de su Semana Santa que tiene el epicentro en la iglesia de Santa María de gracia. Destaca por el orden de los penitentes que marchan al son del tambor al unísono. Cuenta con cuatro cofradías, Marrajos, Californios, Resucitado y Socorro que se encargan de todas las procesiones que se celebran tanto de día como de noche.   

La danza de la muerte en Verges (Cataluña): La pequeña localidad de Verges tiene sus orígenes en el siglo XIV y tenía como objeto recordar al pueblo la caducidad de los placeres terrenales y el poder igualador de la muerte. En la noche del Jueves Santo, a la luz de las antorchas, cinco esqueletos saltan y bailan al ritmo del tambor en una danza repleta de simbolismo. 

Semana de Pasión en Málaga: Con origen en la época de los Reyes Católicos, las calles de la ciudad se llenan de tronos porteados por hombres de trono (que no costaleros como en Sevilla) y acompañados por nazarenos y mantillas. Declarada de Interés Turístico Internacional es una cita imprescindible para devotos y visitantes, con algunas tan conocidas como la visita de La Legión honrando al Cristo de la Buena Muerte. Además, en esta ciudad se puede cruzar con devotos tan reconocidos como el actor Antonio Banderas o la presentadora María Teresa Campos. 

Los Picados de San Vicente de la Sonsierra (La Rioja): Se trata de una expresión de fe especialmente dura en la que pervive el rito ancestral de la flagelación con la Cofradía de la Santa Veracruz de San Vicente. Tras humillarse ante las imágenes y rezar se procede a golpearse la espalda. Las escenas pueden no ser adecuadas para los niños si bien siempre depende de la elección de cada familia y de la edad de los menores.