Se acaba el verano y la depresión postvacacional nos persigue a mayores y pequeños.Volvemos a la rutina....¿no era así que lo llamaban? ¿Por qué entonces no volvemos con absoluta normalidad a la vida que llevábamos antes, como si nada hubiese pasado? Porque si, lo llaman asi, pero no nos parece nada rutinario el gasto que nos supone simplemente volver.

Uniformes, libros, material escolar, zapatos... por no sumar el gasto de la matrícula, que normalmente se ha pagado con anterioridad y la mensualidad que  -de nuevo -empiezan a clavarnos religiosamente. A los que además tenemos que pagar rutas de autobús de ida o de vuelta, o ambas, y comedor, lo de "volver a la rutina" se nos antoja un eufemismo cruel.

Las cifras, claro, varían mucho dependiendo de si tenemos uno o más hijos de si el colegio es público, concertado o privado,de si tiene uniforme o no y de si los niños se quedan a comer o vienen a casa, entre otras cosas.

Según la Unión de Consumidores de España (UCE), el presupuesto mínimo es de 211 euros por hijo. El 80 por ciento de los españoles tendrán que gastar lo mínimo debido a que sus hijos están en colegios públicos, pero la cifra aumenta a los 898 euros para los alumnos de colegios concertados y a 1.563 para los de centros privados.

Estas cifras varían con las ayudas que tiene asignadas cada comunidad autónoma para ayudar a la compra de libros o en la subvención de los comedores escolares.

Con el nuevo curso, hay que comprar nueva ropa. Es impepinable, pues la del año anterior o está muy desgastada o lógicamente a su usuario se le ha quedado pequeña. La broma sale por  entre 276 y 501 euros el uniforme de las chicas y entre 282 y 517 euros el de los chicos.Si tienes varios hijos, y encima el colegio ha hecho modificaciones en el atuendo (¡qué afición!) que te impiden aprovechar los de sus hermanos o primos... la cosa se pone seria.

Te consuelas pensando que al menos es dinero bien gastado, pues tu pequeño monstruo o monstrua irá impecablemente vestido de lunes a viernes,y sin que apenas tengas que preocuparte de su estilismo.

Los libros

Andalucía, Aragón, Castilla-La Mancha, Cataluña, Canarias, Extremadura, País Vasco y Galicia tienen un sistema de reutilización de libros. El alumno recibe el libro a principio de curso y tiene que devolverlo cuando termina el año académico. El material se renueva cada cuatro años, excepto los libros de primero y segundo de primaria, que no pueden ser reutilizados; la organización de consumidores sostiene que es el modelo "más positivo" porque reduce el gasto y fomenta en el alumno la responsabilidad y el respeto por el material. El resto de las comunidades autónomas presta ayuda económica a las familias para que el gasto en libros sea menor, a excepción de Baleares que tiene pendiente de aprobación el sistema de reutilización de libros.

El Comedor

El precio diario oscila entre los 2,10 euros de Andalucía y Asturias y los 5,07 de Galicia y los 5,95 cobrados en Cataluña. La Unión de Consumidores de España indica que el uso del servicio de comedor es "cada vez más habitual" e "imprescindible" para que los padres concilien el horario escolar con su trabajo.

El transporte

El transporte escolar encarece los costes entre 50 y 100 euros de media al mes dependiendo del colegio y de si se trata de un sólo trayecto o de dos (ida y vuelta).
En las grandes ciudades como Madrid y Barcelona, parece de uso obligado ya que muchos padres no pueden ir a llevar o recoger a sus hijos en las horas marcadas por los horarios del centro escolar, puesto que están trabajando.

Las actividades extraescolares, la cuidadora...

Si a esto sumamos que actualmente muchas parejas trabajan a tiempo completo y cómo están organizados los horarios laborales con respecto a los escolares, nos encontramos con que hace falta contratar a una persona para que se ocupe del niño hasta que nosotros lleguemos,o que le lleve a actividades extraescolares que permitan al niño entretenerse,seguir aprendiendo y estar adecuada y sanamente ocupados mientras nosotros luchamos por echar el cierre en nuestro particular chiringuito.

Estos gastos no ha sido considerados por la UCE en su estudio y son muy difíciles de cuantificar pues múltiples factores intervienen en cada caso. Así,no ahorraremos varios cientos de euros si contamos con algún familiar que pueda hacerse cargo del niño a la salida del colegio.El presupuesto será menor si hacemos uso de actividades de coste cero o bajo coste impulsadas por nuestros municipios, que si optamos por actividades privadas y de pago... 

Las familias españolas se enfrentan en estos días a la temible "vuelta al cole", una operación retorno que nos devuelve,de cabeza, a la "rutina". Si, si.


Lee más sobre el informe de la UCE en nuestro portal hermano, hoyinversion