mujerHoy

celebrities

Normalidad en una situación excepcional

Los Reyes continúan con su agenda, muy pendientes de los momentos que se viven en Cataluña.

Los Reyes de España en un acto la semana pasada en Palma de Mallorca.
Los Reyes de España en un acto la semana pasada en Palma de Mallorca. cordon press.

Aunque el Rey sigue muy pendiente de la situación que se vive en Cataluña, tanto don Felipe como doña Letizia han mantenido en los últimos días su actividad habitual, y ello ha contribuido a transmitir una imagen de normalidad institucional a pesar de que las circunstancias sean excepcionales. No obstante, los periodistas que suelen acompañar a los Reyes en sus desplazamientos por España sí que han notado un cambio en las últimas semanas.

Y es que en las puertas de los centros que visitan, donde suele congregarse el público para saludar, ver o fotografiar a los miembros de la Familia Real, ahora se observa que muchas personas acuden con banderas nacionales y aprovechan la presencia de los Reyes para reivindicar su españolidad con vivas a España o al Rey.

Incluso en ciudades en las que los vecinos están acostumbrados a la presencia habitual de la Familia Real, como Palma de Mallorca, se produjo ese recibimiento, que también se vivió en Cádiz, en Pola de Somiedo (Asturias), en Villablino (León) y en Teruel. Es decir, en las últimas localidades visitadas por los Reyes o, al menos, por uno de ellos. Cuando don Felipe y doña Letizia ven que hay público esperándoles en la puerta, normalmente dedican unos minutos a saludarles –ya sea a la entrada o a la salida–, aunque a veces el servicio de seguridad lo desaconseja, dado que el nivel de alerta terrorista sigue siendo muy elevado en toda España.

Los Reyes Eméritos

La pasada semana también don Juan Carlos y doña Sofía asistieron juntos a un acto oficial. Los Reyes padres presidieron la cena de gala del 40 aniversario del Círculo de Empresarios, que se celebró en el Real Club Puerta de Hierro de Madrid. Habría sido una buena ocasión para que don Juan Carlos hubiera hecho balance de lo conseguido en las últimas cuatro décadas gracias a la voluntad de entendimiento.

Pero desde que empezó a crisparse la situación en Cataluña, se están midiendo al máximo las palabras de los miembros de la Familia Real, no solo para evitar cualquier interpretación sesgada sino también para dejar claro que sobre un asunto de esta envergadura el Rey es el único que debe pronunciarse en público y en los momentos precisos porque él es el símbolo de la unidad y permanencia de España.

Distintos comentarios

En esas circunstancias, a don Felipe se le mira con lupa en cuanto sale de La Zarzuela, en busca de cualquier gesto que pueda indicar preocupación o tranquilidad, pero el Rey lleva muchos años en la esfera pública, sabe controlar sus expresiones y, además, es sereno por naturaleza. El papel de doña Letizia es más fácil en estos momentos. A ella también se la analiza, pero no para adivinar sus pensamientos sino para tomar nota de su aspecto físico.

Y, como el lunes de la semana pasada apareció en Mallorca con un nuevo corte de pelo, aunque fuera discreto y en línea con su estilo habitual, el cambio daba pie a comentarios mucho más distendidos que los que genera la política.

Algunos medios apuntaron que la Reina vestía como una estrella de Hollywood

Fue durante la inauguración del nuevo Palacio de Congresos de Palma de Mallorca, que será gestionado por Meliá Hotels International. Pero lo más comentado no fue el pelo sino el vestido azul pálido con flores rosas bordadas, diseño de Carolina Herrera, que estrenó la Reina, ya que se trataba de una versión con mangas de tul del mismo modelo que lució sin mangas la actriz Nicole Kidman hace tres meses en Los Ángeles. Algunos medios se apresuraron a afirmar que doña Letizia se había vestido como una estrella de Hollywood, y lo cierto es que en otras ocasiones lo ha hecho, pero esta vez fue la artista australiana la que eligió un vestido de reina.

Con los estudiantes

La segunda comparecencia en público de doña Letizia fue mucho más informal, ya que se trataba de la apertura del curso de Formación Profesional, que este año se ha celebrado en el Instituto de Educación Secundaria Segundo de Chomón, de la provincia de Teruel. La Reina acudió con unos pantalones con estampado príncipe de gales, una blusa blanca con lazada al cuello y un bolso rojo con cadena plateada de Zara.

Igual que hizo hace unas semanas en las islas Canarias con los más pequeños, doña Letizia estuvo conversando con los jóvenes, se mostró interesada por sus estudios y proyectos y, a la salida, accedió a posar para hacerse selfies con los estudiantes.

Seguro que también te interesa...

La tendencia del otoño que une a Letizia y Melania Trump

Letizia estrena vestido y corte de pelo (y consigue un look de 10)

Letizia derrocha elegancia en el 15º Aniversario de Vocento


Horóscopo