mujerHoy

vivir

Rihanna se merienda a los ángeles de Victoria's Secret

A pesar de su aumento de peso, Rihanna se ofrece a sí misma en toda su carismática naturalidad

Rihanna en una gala.
Rihanna en una gala. getty

Su reino no es de este mundo. Entre otras cosas, porque allí donde Beyoncé ofrece cálculo y marketing, Rihanna se ofrece a sí misma en toda su carismática naturalidad.

Da igual los estilistas que Bey contrate para recolocarse como musa de la moda: jamás alcanzará el olfato mágico de Riri para ponerse lo imposible y convertirlo en imprescindible. Beyoncé entretiene por su robótica majestad, pero Rihanna es un espectáculo maravilloso e impredecible. Sobre todo en su fiesta favorita: el carnaval.

Ya la habíamos visto ataviada con lo mínimo durante el Crop Over Festival de Barbados, el tradicional carnaval que celebra la época de cosecha. Sin embargo, jamás con un 'look' tan elaborado como el de este año: un elaboradísimo biquini lleno de incrustaciones de piedras, unas alas de ángel de plumas multicolores, mas adornos de piedras preciosas en muslo y pantorrillas, medias con incrustaciones de perlas y uñas a juego con su nuevo pelo, color verde aguamarina. Guau.

the @aura_experience caught by @dennisleupold #BARBADOS #cropover2017 #culture

Una publicación compartida de badgalriri (@badgalriri) el

Sin embargo, más allá del excesivo modelazo, lo sobresaliente de este paso adelante de Rihanna tiene que ver con las críticas que últimamente ha tenido que soportar debido a su aumento de peso. Todos los que se han pasado semanas llamándola gorda se habrán quedado de piedra al contemplar la 'performance', cuerpazo serrano mediante, de la cantante, cuyas curvas se meriendan con un mínimo golpe de cadera las longilíneas siluetas de los ángeles de Victoria's Secret. Si hay sitio para las estilizadas tops, también tiene que haberlo para la mujer-mujer. Y si no lo hay, ya está Rihanna para abrir hueco.


Horóscopo